El Ayuntamiento de Cuenca enviará a unos técnicos a la zona del Polígono Cuberg con el fin de evitar nuevas inundaciones como la que el pasado mes de agosto volvió a afectar a la actividad de las empresas.

En este encuentro solicitado por CEOE CEPYME Cuenca, el alcalde ha señalado que es fundamental encontrar el origen de este problema y por este motivo técnicos municipales se desplazarán esta semana a la zona con el fin de encontrar el origen de problema y a partir de ahí establecer alguna solución de urgencia para que no vuelva a alterarse la actividad de las empresas, ha informado la patronal conquense en nota de prensa.

El primer edil ha escuchado las peticiones de las empresas que le trasladaron que este tipo de siniestros no sólo causan daños materiales sino que obligan a parar el trabajo en ocasiones por lo que se deben tomar medias para que no vuelvan a ocurrir.

Por este motivo, ha asegurado que se establecerán de forma inmediata labores de limpieza y desescombro de diferentes parajes, encauzamientos de agua y canalización que evitarán las riadas con lluvias de mayor intensidad.

Las actuaciones se dividirán en dos fases, en primer lugar este arreglo urgente para limpiar y canalizar el agua una vez los técnicos hayan identificado el problema y posteriormente se buscará habilitar un presupuesto para establecer unas obras de contención y encauzamiento que acaben definitivamente con este problema.

El alcalde ha asegurado que se abordará una solución al polígono que lleva décadas sin resolver los problemas de urbanización, calles y servicios.