En la tarde de ayer, jueves 21 de marzo, , presidente del Grupo Tragsa, recogió en nombre de la Brigada de Extinción de Incendios Forestales de Cuenca el “Agracejo de Oro 2019”. Este galardón, que se encuentra ya en su cuarta edición, constituye un agradecimiento por parte de la Federación de Empleadas y Empleados de los Servicios Públicos de la UGT de Cuenca a todos aquellos profesionales que a lo largo de su vida han colaborado en la protección y conservación del medio natural.

En la edición de 2019, la Comisión de Valoración del “Agracejo de Oro” ha querido reconocer la labor de los trabajadores y trabajadoras del Plan Regional de Extinción de Incendios Forestales de Castilla- La Mancha (INFOCAM), por el desempeño de una actividad “más que imprescindible para la conservación de nuestro Medio ”. En este sentido, ha decidido premiar a los cuatro cuerpos que componen este dispositivo: las Brigadas de Extinción de Incendios Forestales del Grupo Tragsa, el Cuerpo de Agentes Medioambientales de Castilla-La Mancha, el Cuerpo de Ingenieros Forestales de la Consejería de Agricultura, Medioambiente y Desarrollo Rural y los trabajadores y trabajadoras de GEACAM.

Una BRIF pionera en España

En el año 1992 Tragsa creó en Prado de los Esquiladores, en la provincia de Cuenca, una de las dos primeras bases BRIF en España. Tras sufrir la Península una serie de graves incendios forestales a finales de los años 80, se observó que era necesario un cuerpo central de protección contra incendios, altamente especializado, que colaborase con las Comunidades Autónomas en los fuegos de mayor envergadura. La base de Prado de los Esquiladores, equipada con un helicóptero, daría soporte a la zona de levante, una de las más afectadas por los incendios.

En el acto celebrado ayer, la Federación de Empleadas y Empleados de los Servicios Públicos de la UGT de Cuenca reconocía la labor de los 60 profesionales que conforman actualmente el equipo destacado en esta base. Junto al resto de los colectivos BRIF, que ya suman más de 500 personas, las Brigadas de Extinción de Incendios Forestales se han convertido en una referencia a nivel nacional e internacional en la lucha contra los incendios, una labor fundamental para la conservación de nuestro patrimonio natural.

El Grupo Tragsa pertenece al Grupo SEPI, un holding empresarial que abarca un total de 15 empresas públicas participadas de forma directa y mayoritaria, con una plantilla de casi 73.000 profesionales. También es accionista de la (RTVE), tiene una fundación pública tutelada y participaciones directas minoritarias en otras nueve empresas e indirectas en más de cien sociedades.