La adquisición del equipo para el se ha licitado por un presupuesto base de 58.000 euros y permitirá realizar el seguimiento de la gestación de las embarazadas del área de Salud de Cuenca, así como el diagnóstico de enfermedades ginecológicas, ha informado el Ejecutivo regional en nota de prensa.

El aparato contará con un moderno software para visualizar tridimensionalmente y monitorizar el desarrollo del feto durante el embarazo, así como para que los facultativos puedan trabajar fuera de la consola del ecógrafo en su ordenador, permitiendo el manejo de volúmenes.

Se trata de un ecógrafo de alta gama que se utilizará para el diagnóstico prenatal y que permitirá diagnosticar más patología fetal y más precozmente, con la detección de patologías entre la semana 12 y 20, las cuales antes sólo se reconocían tras el nacimiento.

Una parte fundamental de la utilidad del nuevo aparato será su uso para los estudios de ecocardiografía y neurosonografía fetales, unas pruebas que hasta ahora era necesario derivar fuera de Cuenca para su realización.

El Servicio de Ginecología y Obstetricia del atiende aproximadamente a unas 1.000 embarazadas al año y realiza más de 3.500 ecografías.

UNIDAD DE MAMA

Asimismo, se ha anunciado la licitación para la adquisición de un ecógrafo para el Servicio de , en concreto para la Unidad de Mama, con un presupuesto base de licitación superior a los 54.000 euros.

En el área de Salud de Cuenca el Plan de Renovación Tecnológica del ha permitido la instalación de un nuevo TAC, que comenzó a prestar servicio en febrero de 2016 y la renovación de la Resonancia Magnética en enero de 2017, además de la adquisición de un arco radioquirúrgico para la sala de Hemodinámica y Radiología Intervencionista, además de equipos portátiles de radiología y ecógrafos y la dotación de un nuevo mamógrafo digital con tomosíntesis que comenzó a funcionar en el mes de abril de 2018 en el Hospital de Cuenca.