Así se ha pronunciado el sindicato en una nota de prensa tras conocer las enmiendas presentadas a los presupuestos regionales referidas a la minoración de las partidas correspondientes a dicha fundación, que gestiona también servicios del Museo de Ciudad Real y otros relacionados con las bibliotecas y el turismo en Castilla-La Mancha.

De entre los 25 puestos de trabajo que la a la Ciudadanía (FSC) de CCOO dice que podrían ser eliminados si se retira la financiación a la Fundación Impulsa, se encuentran monitores, técnicos culturales, personal de administración o de dirección.

El delegado de CCOO en el Museo de las Ciencias de la región, , ha recordado que esta fundación, que hace un año se denominaba y Deporte de Castilla-La Mancha, ya fue “objeto de un ataque directo con un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) en 2012 que se llevó por delante el 80 por ciento de su plantilla”.

ENMIENDAS POR “DESCONOCIMIENTO”

“Nuevamente, suponemos que por desconocimiento y sin saber las posibles repercusiones, se pone en la palestra a la actual Fundación, sin medir que detrás hay unos trabajadores que llevan realizando su labor en el campo de la cultura en centros como el Museo de las Ciencias o el Museo de Ciudad Real, en programas como la biblioteca solidaria y los bibliobuses, además de gestionar una mayor carga de trabajo por la radical reducción de personal anteriormente indicada”, ha añadido.

En este sentido, la secretaria general de la FSC de CCOO en la región, , ha expresado su “total apoyo” a los trabajadores que “sin saberlo, pudieran verse afectados por esta medida”. Por ello, ha instado a que dicha enmienda “sea retirada o modificada sustancialmente para que su efecto sea nulo y no vuelvan a ser los de siempre los que paguen los platos rotos”.

DEMOCRATIZAR LA CULTURA

“Gracias a la acción de estos profesionales y los programas que gestionan se ha aumentado el valor de los centros donde desarrollan su acción cultural, de este modo se está atendiendo a colectivos en situación o riesgo de exclusión social, a poblaciones de municipios del medio rural donde el recorte en otros servicios también ha pasado factura. Al fin y al cabo, el trabajo de estos profesionales se dirige a democratizar la cultura y a aproximarla especialmente a la ciudadanía que más dificultades tiene”, ha recalcado López.

El Museo de las Ciencias, abierto desde hace más de 18 años, y centros como este han demostrado “su utilidad social” ya que sus visitantes principales son los centros educativos, que incluyen en su oferta anual a este Museo para las actividades extraescolares y que, “a pesar de la reducción de plantilla de los últimos años, ha sido capaz de mantener sus visitas en cerca de 50.000 al año de las que más del 60% son del sistema educativo”.