Efectivos de la Guardia Civil de San Clemente (Cuenca) han detenido a una mujer de 43 años de edad, como autora de un delito continuado de robo con fuerza en las cosas en un domicilio, utilizando unas llaves de la víctima obtenidas en el lugar en el que ambas trabajan.

El pasado jueves, una mujer se personó en el cuartel de la Guardia Civil de San Clemente denunciando que, desde hacía aproximadamente un año, había notado que le faltaban dinero y joyas que guardaba en su domicilio, aunque en ningún caso había notado que se hubiera forzado ninguna puerta o ventana de la vivienda, ha informado la Delegación del Gobierno en nota de prensa.

La denunciante, que había instalado una cámara en el interior de su domicilio, revisó la grabación correspondiente a ese día, en el que había notado la falta de otros 290 euros. En la grabación había quedado reflejado que una compañera de trabajo entraba en su vivienda y se dirigía al lugar en el que se encontraba el dinero, apoderándose de él y marchándose a continuación.

La Guardia Civil detuvo a la autora de los hechos denunciados como presunta autora de un delito de robo continuado, en los que se habría apoderado, según denunció la víctima, de más de 3.000 euros en metálico y joyas por valor de 8.000 euros.

La víctima había notado que las llaves utilizadas en estos hechos fueron sustraídas del interior de su bolso, ya en marzo del año pasado, cuando estaba en su trabajo. Las diligencias, junto a la detenida, han sido puestas entregadas en Juzgado de Instrucción de Guardia de San Clemente.