La Diputación Provincial de Cuenca va a duplicar hasta casi 10 millones de euros su inversión en la recuperación y conservación del patrimonio histórico de la provincia en lo que resta de legislatura. El presidente y el vicepresidente de la institución, y Julián Huete, han dado este miércoles a conocer en rueda de prensa una inversión con fondos propios de casi 5 millones de euros para la rehabilitación de patrimonio, a iniciar este mismo año, que se suma a la próxima convocatoria de ayudas en régimen de concurrencia competitiva por el mismo importe (4.925.836 ¿), que será sufragada en un 80% con fondos FEDER y el 20% restante por la institución provincial.

Prieto ha explicado que con esta iniciativa la Diputación lo único que pretende es que la recuperación del patrimonio en nuestra provincia no se vea ralentizada por la manifiesta lentitud de la Junta de Comunidades en la gestión y tramitación de los fondos del Plan Operativo FEDER 2014-2020.

De hecho, según ha detallado Huete, desde que el Gobierno regional anterior comunicara en junio de 2015 que la Diputación figuraba como organismo con senda financiera y destinatario de estos fondos, no se ha producido comunicación firme alguna que haya permitido iniciar la ejecución de las ayudas. Es por ello que se haya optado por esta acción inmediata con fondos propios de la Diputación, mientras continúa su curso la tramitación de los fondos FEDER, por parte del Gobierno regional.

En esta apuesta por mantener el ritmo inversor en nuestro patrimonio, el equipo de Gobierno va a dar su primer paso en la sesión plenaria del próximo 26 de octubre, donde someterá al pleno una modificación de créditos por valor de 2.035.836 euros para poder acometer este mismo año las ocho primeras actuaciones de ese plan con fondos propios de la Diputación.

En concreto, en esta iniciativa se incluye la rehabilitación de los muros del Castillo de Rochafría de Beteta, con una ayuda de 190.000 euros; en Moya, la rehabilitación de la antigua iglesia de San Bartolomé como centro de recepción de turistas, con 380.000 euros; en Valeria, la recuperación de la ermita de Santa Catalina y del Foro Republicano y Ninfeo, con 215.000 euros; en Chumillas, la rehabilitación del Torreón Medieval, con 25.000 ¿; en Villanueva de la Jara, la rehabilitación del antiguo Convento de las Clarisas como futuro auditorio, con 540.000 euros; en Villarejo de Fuentes, la rehabilitación del Castillo de Fuentes, con 260.000 ¿; en Villaescusa de Haro, la adecuación del interior del Convento de los Frailes, con 346.000 euros; y en Villares del Saz, la señalización y musealización de la Cueva del Estrecho, con 79.836 ¿.

En este sentido, el presidente de la Diputación ha hecho hincapié en que con estas ocho actuaciones, más las acometidas a través del Plamit y otras con fondos propios, en los últimos cinco años se ha invertido en el patrimonio de la provincia unos diez millones de euros, eso sí, sin tener en cuenta el convenio con el Obispado de Cuenca y las acciones del Centro de Recuperación y Conservación de la institución.

Actuaciones que continuarán a lo largo de esta legislatura hasta totalizar los 18 millones de euros en ocho años. Para ello, Prieto confía en que el Gobierno regional tramite cuanto antes los citados fondos FEDER, que permitan poner en marcha inversiones por valor de 4,9 millones y para las que ya se está elaborando la correspondiente convocatoria de ayudas en régimen de concurrencia competitiva y, en consecuencia, dirigida a todos los municipios de esta provincia.