CCOO ha asegurado que la Inspección de Trabajo ha constatado irregularidades en materia de ropa de trabajo y Equipos de protección individual (EPIs) en las que venía incurriendo la Diputación de Cuenca, a la que da un plazo de dos meses para subsanarlas.

En un comunicado, el sindicato ha informado de que el pasado mes de octubre la Sección Sindical de CCOO en la Diputación presentó denuncia ante la Inspección por el “reiterado incumplimiento por parte de los responsables de Personal de lo establecido en el artículo número 42 del convenio colectivo y Acuerdo marco, que dice literalmente que en materia de ropa de trabajo ‘se estará a lo que determine el Comité de Seguridad y Salud’ y que ‘el vestuario será entregado al trabajador en el primer trimestre de cada año’”.

“En los años precedentes se producía un retraso considerable en la entrega de la ropa de trabajo, en 2017 y 2018 no se facilitó ningún tipo de vestuario que requería cada empleado de esta Administración, incumpliéndose con la obligación que marca la normativa vigente en materia de Prevención de Riesgos Laborales y, sobre todo, los acuerdos bilaterales con la Representación Legal de los Trabajadores”, ha señalado el responsable de , .

Para el sindicalista esto refleja la manera de gestionar los asuntos de Personal por parte del anterior presidente de la institución provincial, , que se ha caracterizado, a su modo de ver, por la falta de voluntad negociadora y por su “desprecio” a la representación legal de los trabajadores, con la que no se ha reunido “ni una sola vez” en ocho años de mandato.

En este punto, el responsable de Administración Local de CCOO-FSC de Cuenca ha confiado en que el nuevo equipo de Gobierno de “un giro de 180 grados a la nefasta política de personal de su predecesor” en una administración local que cuenta con más de 400 trabajadores.