Arenas ha explicado que la apuesta del Partido Popular por las Diputaciones se basa en la defensa de los pequeños municipios, del medio rural y de algo que figura “en su arquitectura constitucional” como gestor de los intereses provinciales. En este punto ha recordado que en España hay 6.825 ayuntamientos con menos de 5.000 habitantes y que 15 millones de españoles viven en el núcleo rural. Por eso, para el dirigente popular, las Diputaciones son “una garantía para que todos seamos ciudadanos de primera y son vertebradoras de la cohesión territorial de España”.

El vicesecretario popular ha criticado el acuerdo político “entre el PSOE, la fuerza política perdedora de las Elecciones”, y Ciudadanos, en el que proponen la desaparición de las Diputaciones, unas instituciones que “no suponen ningún problema económico ni presupuestario a las cuentas públicas españolas” y que, en la gestionadas por el Partido Popular, presentan además “un balance económico extraordinario”.

Por último, Arenas ha recalcado la “incoherencia y las desvertebración del PSOE” que en el votaron en contra de las Diputaciones, al día siguiente en el Congreso en una proposición no de ley, a favor; en 16 Diputaciones a favor, en 10 en contra, y en el PSC a favor de su mantenimiento pero sólo de las de Cataluña.