La diputada regional por el PSOE de Cuenca, , se ha mostrado rotunda al decir que “la defensa de la caza se demuestra con hechos, como hace el Gobierno regional, frente a la palabrería vacía y sin contenido de los representantes del PP”. Así lo ha señalado al conocer las declaraciones del senador ‘popular’ , quien “no ha hecho una sola propuesta a favor de este sector tan importante en nuestra región y nuestra provincia”.

Torralba ha puesto en valor la reforma de la Ley de Caza aprobada en las Cortes de Castilla-La Mancha, la cual “favorece y ordena la actividad cinegética de forma compatible con los recursos naturales y permite que todos los sectores puedan cohabitar en el medio natural”. Subraya además que esta normativa se ha hecho desde el consenso de la totalidad de los grupos afectados, de modo que “en dos años de trabajo se han mantenido múltiples reuniones con organizaciones cinegéticas, , organizaciones ecologistas…”

La diputada conquense ha declarado además que “mucho dice el PP que apoya la actividad cinegética, pero la realidad es que con su Ley de Caza se expulsó del sector a 40.000 cazadores, mientras que con la reforma de García-Page se han recuperado y ampliado hasta 106.000”. Los ‘populares’ incluso “quitaron los cotos sociales de caza que ahora dicen tanto defender”.

Se demuestra así que “la reforma era necesaria”, pues la anterior ley del PP “se hizo a espaldas de todo el mundo, hasta el punto de que supuso más de 120.000 firmas en contra”.

Entre las bondades de la reforma de la Ley de Caza ejecutada por el Gobierno regional, Torralba ha señalado que “elimina el maltrato animal e impide abatir animales asilvestrados, además de que apuesta por la caza social -esa que eliminó también Cospedal con el beneplácito del PP regional-”, eximiendo del pago de licencia a los jubilados mayores de 65 años y residentes en Castilla-La Mancha. Además, “hace compatible la caza con otras actividades, garantizando el disfrute del medio natural sin riesgos para todos los usuarios”.

Y es que este sector, defiende la diputada socialista, “se desarrolla de forma sostenible en nuestra tierra, generando 664 millones de euros –el 2% del PIB regional- y 24.000 puestos de trabajo”. En cualquier caso “no es sólo una cuestión de dinero, pues muchos pequeños pueblos mantienen sus negocios de restaurantes o casas rurales gracias a la época de caza”. Por ello, “el presidente García-Page ha sido muy claro al decir que cualquier tentación de atacar al sector cinegético se encontrará con el rechazo frontal del ”.