En concreto, según ha informado Pueblos Vivos de Cuenca en nota de prensa, se trata de más de 60 pancartas las que se han colocado en las ventanas entre ambos pueblos, cuya población apenas sobrepasa los 200 habitantes.

El día elegido fue en la madrugada del viernes 19 de julio, coincidiendo con la fecha de apertura al público de la Villa . “No es casualidad la elección de ese día, ya que los vecinos tienen miedo de que no se frene la macrogranja y su actividad ensombrezca y bloquee el desarrollo turístico derivado de las visitas a la Villa Romana”.

Los vecinos no comprenden que la Administración invierta grandes sumas de dinero en la puesta en marcha del mosaico y paralelamente permitan la instalación de proyectos incompatibles con el desarrollo cultural y turístico de la zona. “Tampoco comprenden la pasividad del Ayuntamiento a la hora de defender sus bienes arqueológicos”.

El proyecto de macrogranja porcina proyectado en este municipio es de 3.200 madres reproductoras que llegarían a tener una producción anual de 90.000 lechones, con su correspondiente consumo de agua, en una zona de por sí seca, y la generación de purines.

A la idea se han opuesto los vecinos del pueblo, quienes en octubre de 2018 crearon la Asociación Plataforma Villar de Domingo García con el fin de mostrar su rechazo y defenderse de este “esperpéntico” proyecto.

Pueblos Vivos Cuenca está formada por plataformas locales de veinte municipios, los cuales son Priego, Zarzuela, Villalba de la Sierra, del Cuervo, Cañete, Villar de Domingo García, Cardenete, Fuentes, Villanueva de la Jara, Pozorrubielos de la Mancha, Torrejoncillo del Rey, , Reíllo, Tarancón, Belinchón, Almendros, Portilla, Vellisca, Tinajas, Barajas de Melo, Yémeda, además de Ecologistas en Acción Cuenca.