A muchos no les gusta que se les critique su actitud o más bien su falta de actitud y gestión política.

‼Se creen en poder de la razón absoluta‼

Son los mismos que miran por y para ellos, pero no para el colectivo del Pueblo Español.

Muchos de estos todavía no saben, o no quieren saber (no les interesa), el significado de la palabra Democracia, y que en ella no pueden ni deben haber vencedores ni vencidos, porque el único vencedor debe ser el (todo él).

Tampoco suelen saber la enorme diferencia entre Partitocracia y Democracia.

Según el filósofo “la partitocracia constituye una deformación sistemática de la democracia. Cada partido tiene sistemáticamente que atacar al otro”. Asimismo, para la teoría antiliberal, “la partitocracia es aquella forma de Estado en que las oligarquías partidistas asumen la soberanía efectiva”, como lo enunció Gonzalo Fernández de la Mora.

Su desarrollo (el de la Partitocracia) suele venir aparejado con los sistemas parlamentarios. Es un término que se utiliza para designar el sistema de gobierno en el cual, aunque teóricamente se vive en democracia, los actores principales y únicos del panorama político son los grandes partidos políticos. Estos a base de un sistema democrático de turnismo se van pasando el gobierno de forma consecutiva, coartando las posibilidades de que los ciudadanos expresen su voluntad real más allá de los partidos ya existentes.

Y así las cosas… así nos va. Nada nuevo en el horizonte. Bueno, sí, algo nuevo, que cada día el hartazgo de la ciudadanía es mayor, y subiendo.