El portavoz adjunto del Grupo Parlamentario en el , , ha afirmado, hoy en el Pleno del Senado, que los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de “son la moneda de cambio con la que han pagado al independentismo”.

Así se lo ha transmitido a la ministra de Hacienda, , en una pregunta, en la sesión de control al Gobierno, en la que el senador ha pedido al Ejecutivo una valoración de la opinión manifestada en las comparecencias en sede parlamentaria del gobernador del Banco de España y del Presidente de la (AIReF), en relación a los PGE para este 2019.

En este sentido, el senador por ha recordado que el gobernador del Banco de España, durante su comparecencia ante la Comisión de Presupuestos del Congreso, ha puesto en duda las previsiones de recaudación del Gobierno. Barreiro ha recalcado que, según Hernández de Cos, existen riesgos a la baja “significativos” respecto al crecimiento de los ingresos tributarios y por cotizaciones sociales estimado por el Ejecutivo.

Por su parte, el portavoz adjunto de los populares en el Senado, también ha recordado que desde la AIReFE afirman que las medidas tributarias recogidas en los Presupuestos no conseguirán recaudar los 5.654 millones esperados. La institución ha rebajado a 2.908 millones la recaudación de estas medidas tributarias. “Principalmente porque entrarán en vigor con el año ya avanzado”, ha añadido.

“Por estos motivos –ha continuado Barreiro- tanto el gobernador del Banco de España como la AIReF advierten que se producirá una importante desviación en los objetivos del déficit”

En este punto, el senador se ha dirigido a la titular de Hacienda para dejarla claro que, con estos Presupuestos, el Gobierno “ha conseguido generar un gran consenso negativo: nadie se cree las previsiones que contienen”.

Durante su intervención también ha encontrado una respuesta a la incredulidad manifestada por los grupos parlamentarios respecto a los Presupuestos. A continuación ha explicado que el Gobierno ha reconocido que existe una desaceleración sobre las cifras de recaudación, al rebajar en una décima -por segunda vez- sus previsiones económicas para 2019, rebajando el crecimiento económico esperado, al 2,2%, y elevando dos décimas la tasa de paro, al 14%.

“A pesar de eso, el Gobierno afirma que se conseguirá una recaudación récord. Usted es la primera que no cree en sus Presupuestos”, ha manifestado.

Y ha advertido a la ministra Montero que “si no se adoptan las reformas adecuadas y se corrige radicalmente la política económica del Gobierno, el crecimiento de nuestra economía será inferior a lo esperado, afectando seriamente a las cifras de recaudación y del déficit”.

A renglón seguido, José Manuel Barreiro ha dejado claro que el Gobierno socialista, plantea estos Presupuestos “como un instrumento de negociación al servicio de los intereses de Pedro Sánchez”.

Por ello, el senador lucense ha puesto de manifiesto que “estos Presupuestos tienen la misma credibilidad que la tesis del señor Sánchez, que el CIS del señor Tezanos y la promesa de Pedro Sánchez de convocar elecciones de manera inmediata”.