La ministra, que ha inaugurado el XVI en Atención Primaria, ha insistido en que para ello es necesario aunar esfuerzos: “Se requiere del trabajo en equipo del , , de todas las comunidades autónomas y de vuestro trabajo”.

Carcedo ha reconocido el papel que juegan las y los pediatras de atención primaria en la atención a la infancia. “Os enfrentáis cada día no solo con problemas de salud fisiológicos; muchas veces tenéis que dar respuesta también a problemas de salud sociales. A vuestras consultas llegan las consecuencias directas de las condiciones de vida difíciles”, ha destacado. “Mejorar las condiciones de vida de los niños y niñas también exige proteger a las instituciones y profesionales que les atienden”, ha asegurado.

La ministra se ha mostrado consciente de la “dureza” del trabajo de los y las pediatras de atención primaria. Por ello, ha destacado que la propuesta de presupuestos que presentó el Gobierno contemplaba la garantía del empleo en sanidad y servicios sociales e incrementar el salario de los empleados públicos un 2,25%. Los PGE también recogían un incremento la prestación por hijo a cargo, que pretendía reducir en un 12% la pobreza infantil severa.

María Luisa Carcedo ha defendido las políticas en las que se está avanzando, como es la Ley Orgánica de Protección Integral frente a la Violencia contra la Infancia, el Anteproyecto de Ley de Atención integral a los menores en materia de bebidas alcohólicas y la Estrategia NAOS. También ha explicado que trabaja de la mano del “para vincular más estrechamente la educación con la salud desde la infancia”. La Ministra también ha destacado la creación de la figura del Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil como otra de las apuestas manifiestas del Gobierno con la infancia.