del Querol, en la carretera N-232, es la principal vía de comunicación entre las comarcas castellonenses del Maestrazgo y de Els Ports y la aragonesa del Bajo Aragón. Esta carretera, en el tramo entre Barranco de la Bota y Masía de la Torreta, dispone de una plataforma de sección estricta, en torno a los 6-7 m, sin arcenes, y presenta un gran número de curvas de radio reducido. El segmento más problemático se presenta en la subida del Puerto del Querol, ya que a los factores anteriores se unen la pronunciada inclinación de la rasante (que llega a superar puntualmente del 10%) y, en ocasiones, las desfavorables condiciones de vialidad en invierno, al situarse en una zona con cotas en el entorno de los 1.000 m sobre el nivel del mar.

Las obras prevén la construcción de una carretera de nuevo trazado con el objetivo de mejorar la capacidad, funcionalidad y seguridad vial de la carretera actual y disminuir los tiempos de recorrido. Estas obras se sumarán a las cercanas que el está ejecutando actualmente en para mejorar la carretera N-232 entre el límite provincial con Castellón y la intersección a Ráfales, con objetivos similares.

Características técnicas

El trazado, de 7,75 km de longitud, discurre en las proximidades del corredor ocupado actualmente por la N-232, en el tramo comprendido entre los kilómetros 46,3 y 54,9, cruzando los montes de Vallivana (Puerto del Querol), desarrollándose íntegramente por el término municipal de Morella.

La nueva carretera contará con una calzada 2 a 3 carriles (1 carril por sentido más un carril adicional en rampa para vehículos lentos en el ascenso al puerto del Querol), arcenes de 1,5 m y bermas de 1,0 m en desmonte y 1,3 m en terraplén.

Se proyecta un único enlace, el enlace de Vallibona, que conectará con la antigua nacional (que funcionará como vía de servicio) y con la carretera autonómica CV-111.

El número total de estructuras proyectadas es de catorce, de las cuales hay nueve viaductos (destaca el viaducto del Barranco de la Bota, con 432 m de longitud), un paso superior, dos pasos inferiores, un falso túnel de 42,5 m de longitud y un paso de fauna. También se proyecta el túnel de Querol, de 195 m de longitud.

Integración ambiental

Para garantizar la integración ambiental de la obra destacan medidas como:

  • Adaptación de estructuras, túneles y obras de drenaje al paso de fauna, y construcción de un paso inferior específico.
  • Integración paisajística: Construcción de muros ecológicos, realización de plantaciones en taludes, etc.
  • Instalación de 250 m de pantalla acústica fonoabsorbente.
  • Control ambiental de todos los movimientos de tierras.
  • Trasformación de parte de la antigua carretera N-232 en camino rural.

Las medidas de integración ambiental suponen aproximadamente un 15 % del presupuesto de las obras.

Plano de actuación