Posteriormente, el director general de Cooperación y Relaciones con las Confesiones del , , ha expuesto ante la delegación austriaca el modelo español de (estructurado sobre la base de la Ley Orgánica de Libertad Religiosa y la Comisión Asesora de Libertad Religiosa) y de diálogo intercultural e interreligioso, así como las actividades que en estos ámbitos realiza la y Convivencia.

En el transcurso de la reunión, Herrera, que se encontraba acompañado del director de la Fundación Pluralismo y Convivencia, y del subdirector general de Relaciones con las Confesiones del Ministerio, , ha presentado a los representantes del algunos de los logros y buenas prácticas alcanzados en la gestión de esta materia gracias al modelo aplicado en nuestro país.

En este sentido, durante los últimos 10 años, las confesiones no católicas inscritas en el Registro de Entidades Religiosas se han triplicado, como muestra del incremento del pluralismo religioso en nuestra sociedad. Ante esta realidad, el Ministerio de Justicia ha puesto en marcha una herramienta, a través de la nueva área temática prevista en la Web del Ministerio de Justicia, que permite conocer con absoluta transparencia todos los datos de las diferentes entidades religiosas, dentro de las casi 17.000 que hay inscritas en el registro.

Igualmente, la constitución de la nueva Comisión Asesora de Libertad Religiosa ha supuesto una mejora en la participación de las iglesias, confesiones, comunidades religiosas o federaciones. En la actualidad, el Ministerio de Justicia se encuentra inmerso en una intensa actividad legislativa que permitirá ampliar los derechos de las confesiones minoritarias al permitir la celebración de matrimonios religiosos con efectos civiles, facilitando la apertura de los lugares de culto y la asistencia religiosa en los y fomentando la modificación de la Ley de Mecenazgo para dotarlas de los derechos concedidos a las entidades de utilidad pública.

En relación con la Fundación Pluralismo y Convivencia, ésta fue creada en el año 2004 con el objetivo de normalizar la diversidad religiosa en la vida española. Está presidida por el ministro de Justicia y cuenta con la representación de distintos departamentos ministeriales, así como de la y Provincias (FEMP), representantes de las y de las principales confesiones religiosas minoritarias en nuestro país.

La Fundación trabaja estrechamente con las confesiones religiosas, apoyando a sus órganos representativos y sus actividades, así como a sus comunidades, iglesias y entidades locales, en diferentes proyectos de carácter cultural, educativo y de integración social, favoreciendo el reconocimiento social de las comunidades religiosas y que ejerzan plenamente su libertad religiosa. Desde 2005 ha llevado a cabo ayudas por más de 15 millones de euros para colaborar al fortalecimiento institucional de las federaciones religiosas de las confesiones minoritarias.​​

Igualmente, se han destinado casi 18 millones de euros a la financiación de 4.078 proyectos de carácter cultural, educativo y de integración social de estas comunidades religiosas y sus lugares de culto, dirigidos a ampliar la visibilidad social de estos colectivos y el reconocimiento en la sociedad española. Son proyectos que sirven para potenciar el sentido de pertenencia a la sociedad española por parte de comunidades constituidas mayoritariamente por inmigrantes y para contrarrestar la posible sensación de discriminación frente a la confesión mayoritaria en nuestro país.