El presidente de Ciudadanos (Cs), , ha anunciado hoy que su formación ha llegado a un principio de acuerdo con el Gobierno para apoyar los Presupuestos Generales del Estado de 2018, a condición de que reflejen una partida de 8.300 millones de euros para “políticas naranjas”.

“Hemos conseguido que se bajen los impuestos a la clase media y trabajadora por primera vez en muchos años, y después de los gobiernos de Zapatero y Rajoy que cada vez han presionado más a quienes peor lo han pasado”, ha reseñado Rivera.

El líder de la formación liberal ha explicado que con esta partida, además de dar continuidad a las políticas alcanzadas en los PGE de 2017, se han conseguido tres nuevos derechos como son un cheque para las familias con hijos a cargo en edad de 0 a 3 años “para invertir en su educación y ayudar a la conciliación familiar”, un incremento de una semana más de la baja por paternidad “que pasará en 2018 de 4 a 5 semanas”, y la equiparación de los salarios de Guardia Civil y “para que cobren lo mismo que un Ertzaina”.

Rivera, que ha atendido a los medios de comunicación en el , ha avisado que “mientras unos dan un golpe a la democracia nosotros estamos aquí haciendo política y trabajando para mejorar la vida de la clase media y trabajadora”, y ha asegurado que Cs dará estabilidad a España con estos presupuestos y con nuevos derechos. “Menos palos y más zanahorias es lo que este país y sus gentes necesitan”, ha sostenido.

Preguntado por la actualidad en Cataluña y las pintadas amenazantes que su familia ha sufrido durante esta noche en el negocio familiar, el presidente de Ciudadanos ha manifestado que “me metí en política para defender la libertad. A todas las personas señaladas y coaccionadas les doy todo mi ánimo y les digo que soy uno de ellos, de esa Cataluña que respeta la Ley y quiere que volvamos a la cordura”. “Vamos a ganar esta batalla democrática y nadie nos va a callar”, ha concluido Rivera.