Este V Plan Director, el más participativo en la fase de consultas previas de los que se han elaborado hasta el momento, recoge algunas de las aportaciones de varias Comunidades Autónomas, así como las realizadas por la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), entidad que ha coordinado las aportaciones de las Entidades Locales.

El proceso de consultas, que comenzó en los primeros meses de 2017, ha permitido una interacción muy cercana con los distintos actores del mundo de las ONGDs, universidades, sindicatos, sector privado, representantes parlamentarios o responsables de cooperación en las Comunidades Autónomas y Ayuntamientos. Se impulsaron una serie de seminarios y encuentros sobre cuestiones específicas, entre las que se pueden destacar Cultura y Desarrollo, Sector Privado y Desarrollo, Pueblos Indígenas y Afrodescendientes, Acción Humanitaria o Seguridad y Desarrollo.

Asimismo, desde la Secretaría de Estado se ha venido participando, desde principios de 2017, en numerosos procesos de reflexión organizados por actores de la sociedad civil vinculados al Plan Director, entre otros, los organizados por la Comisión de Seguimiento del o la Asociación de Profesionales por la Calidad de la Cooperación para el Desarrollo (ACADE), por citar solo dos.

Si bien no todas las CCAA han entendido que el plan recoge la totalidad de sus aspiraciones, la opinión generalizada es que éste es un Plan bien orientado y que es preciso contar con un Plan a la mayor brevedad para avanzar en las políticas de Cooperación.

Tras su aprobación, el secretario de Estado de Cooperación Internacional y para Iberoamérica y el Caribe, , agradeció el apoyo a un Plan que calificó de sólido y flexible a la vez que recordó que se trata de una guía de campo para las Comunidades Autónomas. insistió en que es un Documento que lucha contra la pobreza y la desigualdad, con enfoque de género, con estrategias diferenciadas y, a la vez, con concentración geográfica.

Este quinto Plan es el primero en la historia de la cooperación española que traslada la Agenda 2030 a la Cooperación Española. Asimismo, que “la mano sigue tendida para seguir trabajando juntos” y agradeció a todos los presentes su participación, con independencia del voto emitido. Por último, aprovechó la oportunidad para convocar una nueva reunión de la Comisión Interterritorial a celebrar en otoño.