Acompañada por la ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez; el consejero de Medio Ambiente y del Territorio de la Junta de Andalucía, , y los alcaldes de Moguer, , del Puerto y Palos de la Frontera, entre otras personalidades, García Tejerina ha podido comprobar sobre el terreno las actuaciones de emergencia que se están desarrollando en la zona conocida como Dunas del Asperillo, de gran valor paisajístico, importante patrimonio botánico y que cuenta con la presencia de numerosas especies amenazadas.

En , García Tejerina ha insistido durante su visita en la colaboración plena del Ministerio desde la extinción hasta la restauración forestal de Doñana para paliar los graves daños medioambientales ocasionados por el fuego. Recordó que durante las dos jornadas de lucha contra el fuego, el MAPAMA desplazó 12 medios aéreos de gran capacidad para apoyar a la Comunidad Autónoma, con un total de 115 horas voladas y 526 descargas.

La ministra aprovechó la visita para agradecer el trabajo de todas las personas involucradas en las labores de extinción de incendio, que “aunque se extinguió en 36 horas, avanzó muy rápido debido a las condiciones climatológicas”. García Tejerina destacó el trabajo del servicio de extinción de incendios de la Junta de Andalucía, MAPAMA, , Guardia Civil, agricultores, regantes y voluntarios.

Trabajos de restauración

El total de los trabajos de recuperación en el gran edificio dunal, ejecutados por TRAGSA durante los próximos seis meses, suponen una inversión de un millón de euros. Se utilizarán para la eliminación de los árboles quemados y la construcción de cordones con el material talado, con el objetivo de sujetar el terreno y así evitar que la acción del viento favorezca la erosión y el transporte de arena hacia el interior.

También incluyen medidas que permitirán el control de plagas, la adecuación de infraestructuras, control de aguas y adecuación de cauces, tratamientos silvícolas y de residuos forestales, repoblación y señalización.

Otras actuaciones en Andalucía

Además, la Ministra ha recordado que pese a que la restauración de zonas afectadas por incendios compete a las Comunidades Autónomas, cuando el fuego acarrea un grave impacto medioambiental, el puede declarar como emergencia -a petición de las comunidades- la recuperación de espacios afectados.

En Andalucía, anteriormente al incendio de Doñana, ya se tramitó dicha declaración de emergencia en 2012 tras el incendio de (Málaga) y en 2015 en (Jaén). En 2017, además, se ha aprobado una actuación de emergencia en (Jaén). El total de la inversión realizada por el Ministerio tras estos cuatro grandes incendios alcanza los 3 millones de euros.