, director del Gabinete de la Presidencia del Gobierno y secretario del , presentó hoy el Informe Anual de Seguridad Nacional (IASN) de 2014 ante la Comisión Constitucional del Congreso de los Diputados. Este documento, de carácter no clasificado en virtud del compromiso del Gobierno con la transparencia institucional, fue aprobado por el Consejo de Seguridad Nacional en su reunión celebrada el pasado viernes 24 de abril .

Su presentación en Cortes es una previsión de la Estrategia de Seguridad Nacional, que estipula que el Consejo de Seguridad Nacional, presidido por el presidente del Gobierno, debe aprobar el Informe Anual de Seguridad Nacional antes de su presentación a las Cortes Generales.

El Informe realiza un diagnóstico completo de los retos para la Seguridad Nacional, así como de las principales medidas implementadas durante el año para dar una respuesta eficaz y completa a estos desafíos, que comprometen la libertad y el bienestar del ciudadano, la defensa de España, nuestros principios y valores constitucionales, así como la propia seguridad internacional.

Esta práctica se inauguró el año pasado. El Consejo dio entonces su conformidad al Informe Anual de Seguridad Nacional de 2013, primer Informe de esta naturaleza elaborado en España, que fue presentado ante el Congreso de los Diputados en julio de 2014.

Participación plena del Gobierno

La semana pasada, el Consejo de Seguridad Nacional aprobó por segundo año consecutivo un Informe que es muestra del firme compromiso de este Gobierno de implicar al Parlamento y a la ciudadanía en la Política de Seguridad Nacional.

Todos los departamentos ministeriales han participado en su redacción desde un primer momento, no solo los miembros natos del Consejo. El ha coordinado su proceso de elaboración.

Desde un punto de vista formal, el Informe Anual de Seguridad Nacional se estructura en torno a trece capítulos dedicados, en primer lugar, al Sistema de Seguridad Nacional y, posteriormente, a cada uno de los doce ámbitos de la Seguridad Nacional. Estos comprenden, tanto los sectores clásicos de la seguridad, como los de más reciente aparición, que ocupan ya un lugar con entidad propia en el entendimiento integral de la Seguridad Nacional.

Desde un punto de vista de fondo, el Informe es un relato muy rico tanto en el trazado que ofrece de los desafíos que nos conciernen, como en la presentación ordenada de lo que se ha hecho en cada uno de los espacios orgánicos y materiales de la Seguridad Nacional a lo largo del año.

En cuanto a las medidas puestas en pie, el balance que permite realizar el Informe de 2014 es conclusivo: los poderes públicos responden de la Seguridad Nacional de todos y para todos con suma eficacia. 2014 destaca como un año de consolidación del Sistema de Seguridad Nacional cuya piedra angular es el Consejo de Seguridad Nacional.