El presidente de la Comisión Organizadora del Congreso (), , ha anunciado hoy que “ El futuro de España ” es el lema que ha elegido el Partido Popular para su XIX Congreso Nacional Extraordinario que se celebrará el próximo viernes 20 y sábado 21 de julio. Junto con el lema, De Grandes ha explicado que se utilizará, junto con el logo habitual, la imagen de la encina –árbol centenario que representa el arraigo a la tierra y la robustez de los principios del PP- que ya fue el elegido para la última Convención Nacional que se celebró en el mes de abril.

En la rueda de prensa de presentación del Congreso, el presidente de la COC, Luis de Grandes, ha explicado también el horario y los actos que tendrán lugar durante el evento. Así, el Congreso comenzará el viernes por la tarde con la composición de la mesa y presidencia del Congreso y la lectura de los informes correspondientes. Por último, tendrá lugar el discurso del presidente, . Al día siguiente, sábado, se presentarán las candidaturas, y acto seguido se procederá a la votación.

Luis De Grandes ha anunciado que la Comisión Organizadora ha aprobado el cuerpo de compromisarios que compondrá el colegio electoral definitivo que podrá votar en el congreso. 3.082 es el número total de compromisarios elegidos frente a los 3.184 previstos inicialmente, una reducción que se ha debido a diversas incidencias de carácter “menor”.

Para garantizar la pulcritud de las votaciones, la COC ha decidido que el sistema de votación incluya cabinas de votación, sobres, dos urnas y papeletas de dos colores para distinguir las listas al y a la Junta Directiva. Luis De Grandes ha asegurado que la COC ha velado para que haya pluralismo y libertad, por lo que ha descartado que los compromisarios puedan estar presionados y ha manifestado su convencimiento de que “sea cual sea” el resultado se producirá “la unidad” del partido en torno a quien gane.

Además, el presidente de la COC ha asegurado que están satisfechos con el desarrollo de la campaña donde todo el mundo se ha portado “muy bien” y no se han producido más que las confrontaciones normales, sin nada que pueda “agraviar ni enfadar a nadie”.