El Área federal de Afectivo-Sexual () de Izquierda Unida tacha de “congreso de la intolerancia” el cónclave programado por la plataforma ultraconservadora para el día 23 en y reclama al Ejecutivo de que “aplique la Ley de Protección Integral contra la LGTBIfobia, que prohíbe las expresiones vejatorias contra la diversidad sexual y de género en el ámbito madrileño”

Izquierda Unida, a través de su Área federal de Libertad de Expresión Afectivo-Sexual (ALEAS), denuncia la “nueva incitación al odio” contra las personas LGTBI (lesbianas, gays, bisexuales, trans e intersexuales) que impulsa la plataforma ultraconservadora Hazte Oír.

Para IU, Hazte Oír pretende ahora “poner en duda la dignidad y la igualdad de derechos de las personas trans” y lo hace “a través de la convocatoria de un supuesto congreso mundial contra la mal llamada ‘ideología de género’”. Quieren que este cónclave se celebre en Madrid a partir del próximo 23 de febrero con la participación de “supuestos expertos internacionales”.

Desde ALEAS-IU recuerdan que “no es la primera vez que Hazte Oír utiliza sus convocatorias e iniciativas para lanzar mensajes que incitan al odio contra la diversidad sexual y de género. Valgan de ejemplo el patrocinio de un autobús que recorrió varias ciudades con mensajes contra las y los menores trans y el envío de folletos a colegios e institutos con argumentos discriminatorios son algunos ejemplos”.

“Y todo ello -denuncia el Área de Libertad de Expresión Afectivo-Sexual de IU- utilizando los recursos y los beneficios económicos públicos de los que disfrutan por mantener desde 2013 la declaración de asociación de utilidad pública que les otorgó el ”.

esta situación, Izquierda Unida insta, por un lado, al Ejecutivo madrileño de Cristina Cifuentes a que “no permita lo que no es más que un ‘congreso de la intolerancia’ y aplique la Ley de Protección Integral contra la LGTBIfobia, que prohíbe las expresiones vejatorias contra la diversidad sexual y de género en el ámbito madrileño”.

Además, IU exige al Gobierno de que “retire a Hazte Oír esa declaración de asociación de utilidad pública”, para impedir que “continúe sirviéndose de beneficios fiscales para atacar los derechos humanos de una parte importante de la ciudadanía”.

Izquierda Unida llama al conjunto de la sociedad civil organizada a “permanecer vigilante para denunciar cualquier convocatoria o iniciativa que busque cuestionar la igualdad de derechos de las personas LGTBI como ciudadanas”.

Para , portavoz de ALEAS-IU, “es urgente cortar de raíz la impunidad de la que disfruta Hazte Oír para difundir su doctrina discriminatoria y ultraconservadora. Existe un ordenamiento jurídico que protege los derechos de las personas LGTBI que se debe respetar. El odio y el fanatismo no pasarán”.