El coordinador federal de IU, , uno de los más de 600 firmantes de esta iniciativa, explica que son los ayuntamientos “las primeras administraciones que ofrecen los servicios públicos a la ciudadanía” y que, por ello, “su pérdida de calidad por efecto de la austeridad acaba por afectar de forma inmediata a su vida cotidiana”

Izquierda Unida ha respaldado hoy en un acto seguido de rueda de prensa en el el denominado ‘Manifiesto de Oviedo’, una iniciativa plural y transversal impulsada por determinados grupos municipales y formaciones políticas, junto a plataformas y asociaciones representantes de la sociedad civil, como la Plataforma por una Auditoría Ciudadana de la Deuda (PACD). El texto se posiciona contra el “endeudamiento ilegítimo” y las políticas de austeridad municipal impuestas en los últimos años por el Gobierno de .

El coordinador federal y portavoz parlamentario de IU, Alberto Garzón, ha intervenido en nombre de esta formación para advertir que son los ayuntamientos “las primeras administraciones que ofrecen los servicios públicos a la ciudadanía” y que, por ello, “su pérdida de calidad por efecto de la austeridad acaba por afectar de forma inmediata a su vida cotidiana”.

Además de por Garzón, Izquierda Unida también estuvo representada en el encuentro a través de su responsable federal de Políticas Económicas, , que también es concejal de Hacienda del Ayuntamiento de . La nómina de intervinientes la completaron la vicealcaldesa de , , la diputada de Unidos Podemos Auxiliadora Honorato, junto al portavoz de la PACD Yago Álvarez

Hasta el momento más de 600 representantes de la sociedad civil, diputado/as autonómico/as, nacionales y europeos, así como concejales/as y alcaldes han firmado ya al ‘Manifiesto de Oviedo’ para reclamar, entre otras medidas, un “cambio radical” en la política de “asfixia financiera” impuestas por el PP a comunidades y ayuntamientos.

Alberto Garzón, uno de los firmantes, reclamó al conjunto de las fuerzas políticas que no escatimen esfuerzos para “seguir defendiendo a los ayuntamientos que están haciendo las cosas bien”, frente a las “imposiciones y las prohibiciones” que del PP mantiene vigentes.

Todos los presentes coincidieron en señalar las consecuencias negativas que arrastran la Ley de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera, cuya reforma se está viendo ahora en el Congreso, y la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la o ‘ley Montoro’. De ahí que Garzón valorara la “idoneidad” de presentar hoy el ‘Manifiesto de Oviedo’, para dar respuesta a la primera de estas normas a la que desde Unidos Podemos se quiere “dar la vuelta como un calcetín”.

Alberto Garzón aprovechó para pedir al PSOE que apoye las enmiendas presentadas para modificar en profundidad la Ley de Estabilidad Presupuestaria para que esta norma “deje de ser el eje de los recortes y sea posible legislar en beneficio de la mayoría social”. Auxiliadora Honorato, por su parte, recordó que Unidos Podemos registró hace unas semanas una iniciativa para tratar de conseguir la derogación de la ‘ley Montoro’ en coordinación con el deseo expresado por los denominados ‘ayuntamientos del cambio’ y la sociedad civil.

El dirigente de IU y concejal de Hacienda madrileño, Carlos Sánchez Mato, destacó que el ‘Manifiesto de Oviedo’ tiene “unas raíces muy profundas en la lucha social seguida desde hace años por distintas plataformas, entre ellas la PACD, para denunciar la ilegitimidad de buena parte de la deuda, incluida la del Ayuntamiento de Madrid”.

Valoró especialmente que con esta iniciativa “no sólo se critica y reacciona” contra la deuda, sino que “se plantean alternativas concretas, además en distintos planos, estatal y local” frente al boicot que ejerce el PP para que no se pueda avanzar en esta cuestión.

Ana Taboada señaló que esta iniciativa “tendrá continuidad en el tiempo” con el trabajo conjunto que los ayuntamientos del cambio y distintas asociaciones y plataformas tienen previsto llevar adelante en los próximos meses. Anunció que la primera cita tendrá lugar los próximos días 25 y 26 de noviembre en Oviedo, ciudad que da nombre al Manifiesto.