En este siniestro trabajan dos aviones anfibios “”, de 5.500 litros de capacidad de descarga, procedentes de las bases de Labacolla (A Coruña) y (Salamanca). Asimismo, participan en la extinción de este incendio dos aviones anfibios de 3.100 litros de capacidad, que han salido de su base en (Zamora), y un helicóptero Kamov, de 4.500 litros de capacidad, de la base de de .

Al mismo tiempo, el MAPAMA ha desplazado a la zona dos brigadas de refuerzo en incendios forestales (BRIF), equipadas cada una con dos helicópteros de transporte y extinción. Estos equipos pertenecen a la base de () y Tabuyo del Monte (León).

El operativo del MAPAMA se completa con la intervención de un avión de comunicaciones y observación para la toma de imágenes, procedente de la base de , y una unidad móvil de análisis y planificación, con base en León.