ha sido elegido este sábado como Secretario General del por aclamación por el millar de delegados que asisten al del partido. De esta manera queda ratificado el resultado de la votación de los militantes del 13 de julio.

Además, el millar delegados ha aprobado a continuación y por aclamación en el plenario la modificación del artículo 5.1.b de los Estatutos Federales para la elección directa de secretarios generales mediante el voto individual, directo y secreto de la militancia.

INTERVENCIÓN DE PEDRO SÁNCHEZ TRAS SER PROCLAMADO SECRETARIO GENERAL

Gracias de corazón, compañeros y compañeras. Gracias presidenta, gracias querida Susana. Gracias, compañeros y compañeras. Gracias militantes de base. Gracias a todos y a todas, porque hoy estamos haciendo historia. El 13 de julio hicimos historia haciendo ese ejercicio de democracia directa todos los militantes del Partido Socialista, diciendo sí a un claro y rotundo cambio desde abajo del Partido Socialista y hoy habéis refrendado todos ese cambio de abajo a arriba que necesita el PSOE, que necesita España. Gracias de corazón, compañeros y compañeras, porque hemos hecho un ejercicio de democracia interna histórico, inédito en nuestra historia, pero también que va a representar un antes y un después en la historia política de nuestro país.

Los españoles y españolas, amigos y amigas, están muy pendientes de nosotros, quieren que salga bien este Congreso, quieren volver a confiar en nosotros y yo estoy convencido de que no vamos a defraudar a los españoles y a las españolas.

Compañeros y compañeras, el lema del Congreso es “Cambiando el PSOE, cambiando España” y esa era la razón por la cual yo me presenté a la Secretaría General del Partido Socialista, porque estoy convencido de que el instrumento más formidable que tiene este país es el para hacer progresar a España y garantizar la igualdad, la libertad y la justicia de todos y de todas los españoles y las españolas.

Amigos y amigas, vamos a cambiar el PSOE para cambiar España. Y, por cierto, no es la primera vez que lo hacemos. Si hay algo que representa a este partido y la razón por la cual nosotros nos hemos afiliado a este partido hace ya muchos años es, precisamente, nuestra pasión por el cambio. Nosotros somos el partido del cambio y si hoy estamos aquí, compañeros y compañeras, es porque en 1879 veinticinco compañeros decidieron crear el Partido Socialista Obrero Español para cambiar España.

Hoy estamos aquí porque hay muchos compañeros que tienen viva la memoria de muchos otros hombres y mujeres que dejaron hasta incluso la vida por defender las libertades en España. Estamos aquí por los que nunca callaron. Estamos aquí por los que jamás se arrodillaron ante una dictadura cruel e infame, por los que sufrieron y por los que nunca, nunca dejaron de luchar. Estamos aquí, compañeros y compañeras, por quienes tras décadas de persecución quisieron mirar al mañana, los que, sin olvido, pero con determinación, decidieron forjar la democracia que hoy disfrutamos todos y todas nosotros y nosotras. Por los miles de compañeros y compañeras que sois concejales y concejalas, alcaldes y alcaldesas, muchos de vosotros sin cobrar un céntimo de euro, pero que dejáis lo mejor de vosotros mismos precisamente para defender los intereses y los ideales del Partido Socialista.

Y estamos aquí porque así lo han querido todos ellos con una votación el pasado 13 de julio que hizo historia no solamente en nuestro partido, sino también en el conjunto de España.

Porque, ante la crisis de la democracia, este partido responde con más democracia. Por eso yo me siento inmensamente orgulloso de pertenecer a la familia del partido socialista, de este partido centenario que tanto ha dado por España y que tanto va a volver a dar por España

Y por todo eso, compañeros y compañeras, para mí, como para todo socialista, no hay mayor honor que ser Secretario General del PSOE; verdad Alfredo, no hay mayor honor. Por eso yo te diré, Alfredo, que creo que has hecho un gran servicio a este partido y a este país, en un momento muy complicado. Te quiero dar las gracias porque mucho de lo que ha ocurrido durante estas últimas semanas ha sido por tu compromiso con esta partido y con este país. Y por eso, compañero Alfredo, te diré que tú formas parte de lo mejor del socialismo en España y que siempre vas a formar parte de lo mejor del partido y de España.

Gracias por tu dedicación Alfredo, por tu compromiso, y te lo digo no solamente como militante, sino también como español, porque gracias a ti han venido y se han liderado grandes transformaciones, grandes progresos en nuestro partido y en nuestro país. Ha sido un privilegio poder compartir contigo un trecho de este camino y por eso, compañero Alfredo, siempre vas a poder encontrar en mi un compañero que te aprecia, que te quiere y que, desde luego, va a necesitar tu consejo y tu aliento en los próximos años.

Amigos y amigas, sé que algunos a lo mejor están esperando que diga que hoy empieza todo, pero no es cierto, no me va a salir eso, no es así. Nuestra historia empezó hace 135 años y hoy, además, me siento depositario de un legado de coraje, de libertad, de pasión… por la lucha y por el cambio de todos aquellos que me precedieron. Soy un socialista que está orgulloso de una España de la que los socialistas nos hemos sentido y hemos construido mucho de lo que hoy disfrutan los españoles y españolas, pero que hemos hecho patrimonio de todos y de todas.

Un país en el que cada español que viene al mundo sabe perfectamente que puede contar con una escuela y un hospital, con un médico o una médica y o un profesor o una profesora. Y quiero agradecer, por cierto, amigos y amigas, a todas las mareas ciudadanas que inundan las calles y las plazas de nuestros pueblos y ciudades por, precisamente, defender lo que hemos construido todos los socialistas a lo largo de los último años.

Y sí, amigos y amigas, creo en la izquierda que cambia España. Alguna vez se lo oí decir a : la izquierda que representa el PSOE es la izquierda que sueña con el futuro, pero que cambia desde el presente esa España que, ahora mismo, está sufriendo tanto.

Es, compañeros y compañeras, una izquierda que no se contenta con protestar, sino que aspira a gobernar a transformar este presente porque queremos un futuro mejor. Eso es, compañeros y compañeras, lo que representa el Partido Socialista. Y es –y estoy convencido de ello- el porqué de nuestra afiliación un día a esta organización.

Hoy no empieza todo, pero es verdad que empiezan muchas cosas, amigos y amigas. No está todo por hacer, pero nos espera mucho trabajo por delante. No, no nos hemos quedado parados, es cierto, ha habido muchísimas cosas que se han hecho durante estos últimos tres años: la Conferencia Política, la reforma fiscal, la propuesta también de reforma constitucional para alumbrar esa España federal que tanto necesita nuestro país. No nos hemos quedado parados, pero es cierto que hay que apretar el paso, que hay millones de españoles y españolas que, precisamente, necesitan un PSOE renovado, en pié, porque si no, a ellos les va seguir yendo mal, con un gobierno de derechas que está causando mucho, muchísimo sufrimiento.

Con esa convicción, amigos y amigas, yo me presenté a la candidatura a la Secretaría General, porque cambiando el PSOE empezamos a cambiar España. Y ya hemos dado el primer paso decidido y decisivo para cambiar el PSOE y cambiar España. Hay, compañeras y compañeros, muchos militantes socialistas que con su voto ya nos han dicho lo siguiente: que si escuchamos a la gente, la gente nos va a volver a escuchar; nos han dicho que si el socialismo se asfixia es, precisamente, porque se encierra entre cuatro paredes; nos han dicho que, no podremos cambiar España, si la miramos desde una ventana.

En mi campaña dije lo siguiente: dije que iba a ser un Secretario General en la carretera, y yo os aseguro y me comprometo ante vosotros que seré un Secretario General que estará poco en Ferraz y mucho en los territorios con los militantes de base.

Dije, y me comprometí, a que íbamos a devolver el protagonismo a los militantes de base. Y dije que, si era elegido SG, la Ejecutiva que yo voy a liderar va a acudir una vez al año en asamblea abierta a rendir cuentas ante todos los militantes de base, en todas y cada una de las comunidades autónomas. Eso también lo vamos a hacer, compañeros y compañeras. Porque todo aquello que se hace en los municipios, recordando siempre que nuestro partido es un partido municipalista, todo aquello que se hace en nuestros municipios por parte de secretarios generales, alcaldes y alcaldesas, líderes en la oposición municipal, de abrir las agrupaciones, de hacer asambleas abiertas, de conectar con los ciudadanos y las ciudadanas, es precisamente lo que vamos a comenzar a hacer también a nivel nacional: asambleas abiertas, rendición de cuentas, ante el órgano soberano, que son los militantes de base. Es lo que vamos a hacer. Ese es el socialismo, compañeros y compañeras, en el que yo creo, y por eso os necesito a todos y a todas, para construir ese nuevo socialismo en ese nuevo tiempo que se tiene que abrir en España, una España que tantas reformas y tantas transformaciones necesita.

Lo que nos pide la gente es que estemos más en la calle y menos en los despachos. Lo que nos pide la gente es que pensemos menos en nuestros problemas y más en sus problemas. Y yo os propongo lo siguiente: que empecemos a hablar sobre todo de los problemas de los españoles y hablemos lo justo del PSOE. Quiero un PSOE que responda a todo eso, que responda con el mismo pulso que tiene ahora mismo España. Un PSOE moderno, que afronte los problemas de transformación que necesita una España que está en la encrucijada. Un PSOE abierto, participativo, en una sociedad que ya no tolera ningún tejemaneje, ni ningún trapicheo. Un PSOE plenamente democrático, porque ya no va a volver a aceptar la sociedad española ningún partido que no sea plenamente democrático.

Para eso pedí vuestra confianza y a eso, compañeros y compañeras, os puedo asegurar que voy a dedicar todos mis esfuerzos y el esfuerzo y el esfuerzo de la Ejecutiva, a devolver la esperanza al país y también a todos los españoles y a todas las españolas. Ese es el camino que hoy comenzamos, y en él quiero que nos acompañen todos los españoles que desean un cambio de rumbo en nuestro país; que desean que el tenga un único mandato. Sé muy bien que a nosotros se nos pide mucho más que a otros partidos políticos; y estoy orgulloso precisamente de eso. Yo creo que es algo de lo que tenemos que presumir, que se nos pida mucho más que al resto de partidos políticos. De nosotros, compañeros y compañeras, lo que se espera es que seamos el partido de la honradez intransigente. Os digo una cosa, y la asumo ante este plenario, compañeros y compañeras: a mí no me va a temblar el pulso en echar a ningún corrupto del PSOE.

Vamos a estar a la altura de esa exigencia, vamos a hablar menos de nuestras intenciones y vamos, sobre todo, a aportar soluciones, a transformar España y resolver muchos de los problemas que tienen los españoles. Y el primero de ellos se llama desempleo. Después de seis años de crisis y más de cinco millones de desempleados, lo que es evidente es que las recetas conservadoras de la austeridad y de la falta de crecimiento han fracasado. Y, en consecuencia, a mí y a mi Ejecutiva, compañeros y compañeras, me vais a ver planteando y construyendo una alternativa económica socialista, progresista, que ponga pie en pared a una derecha que está causando tanto dolor a la clase media y a la clase trabajadora. Una clase media, por cierto, que está harta de escuchar que siempre las reformas estructurales van en contra de sus intereses; que está cansada de saber que, cuando se exigen esfuerzos, siempre se exigen esfuerzos a los de siempre, mientras los de siempre se van de rositas y siguen impunes. Tenemos que acabar con tanta impunidad, con tanta injusticia.

Y yo estoy convencido, además, de que nuestro partido, y lo demostramos en noviembre pasado cuando aprobamos la Conferencia Política, tenemos ideas, tenemos propuestas, tenemos muchísimas ideas para poder transformar nuestro país. Lo que os propongo es que las pongamos encima, que las consultemos, las debatamos, como hicimos en la Conferencia Política, con los sindicatos, con los movimientos sociales, con los pequeños y medianos empresarios, con los autónomos, y con todo el tejido asociativo que tiene este país y que desea el cambio. Entre todos, yo estoy convencido de que podemos conseguir una mayoría social de progreso que ponga fin a los gobiernos de la derecha.

Para construir, por cierto compañeras, una España donde no haya nadie, ni ninguna ley, que obligue a una mujer a cuando decidir ser medre o cuando no. En el que, por cierto yo llevo a mis hijas a un colegio público y no quiero que les enseñen religión, sino educación para la ciudadanía. Lo que quiero es una escuela pública donde se enseñe a la gente matemáticas, historia, cultura, filosofía, ética, educación para la ciudadanía, y no se obligue a los alumnos y alumnas a creer en una determinada religión.

Quiero una España que defienda su cultura y que defienda también todas las culturas. Una España que sea una, unida, solidaria, y que sea, compañeros y compañeras, y lo vais a ver en la Ejecutiva durante estos años, que sea, Pere, Miquel, una España Federal.

Lo que queremos es una España digna como dijo , o una España dirigida por una izquierda que construya el futuro gobernando el presente. Esa es la España por la que tenemos que luchar y con la que yo estoy convencido de que podemos parar a la derecha. Por eso os propongo una cosa: que dejemos de contar los votos que perdemos, y empecemos a contar los votos que vamos a recuperar confiando de nuevo en nosotros mismos, siendo fieles a nuestros principios y a nuestros valores.

Y habrá quien diga que esto son solo palabras, pero os puedo asegurar que mañana se van a convertir en propuestas, y el lunes en hechos.

Por eso compañeros y compañeras yo no voy a pedir a los españoles un acto de fe. No les voy a decir que crean en nosotros. No lo voy a hacer. No se trata de eso. Lo único que voy a decir es que escuchen lo que decimos; que atiendan a lo que proponemos; y que observen lo que hacemos. Porque estoy convencido de que cuando hagan eso, volveremos a recuperar la confianza perdida de los ciudadanos.

Hoy, compañeros y compañeras, empezamos ese camino. El PSOE está en marcha y cada uno de vosotros y de vosotras es decisivo para provocar ese gran cambio que necesita España y recuperar un Gobierno de progreso, un gobierno socialista

Ese, amigos y amigas, es mi compromiso. Es el ánimo por el que me presenté para ser Secretario General del PSOE. Para cambiar este partido, para revindicar esta enorme palanca de transformación que representa el PSOE, y hacer con ello que cambie nuestro país: que sea más justo, más solidario, más libre, y más democrático. La igualdad, la justicia social, y la libertad, compañeros y compañeras, seguirán siendo nuestros ideales y nuestros principios; y a partir de ahí, estoy convencido compañeros y compañeras de que empezaremos a recuperar la confianza perdida y ganaremos a la derecha que es, al fin y al cabo, nuestro principal propósito, además de cambiar España.

Amigos y amigas, buen congreso y muchísimas gracias. A este trabajo yo me voy a dedicar, voy a dedicarle lo mejor de mí mismo, todo el tiempo y todo el esfuerzo. A cambiar el PSOE y también a cambiar España. Muchas gracias.

Biografía del nuevo Secretario General del PSOE

Nació en el barrio madrileño de Tetuán el 29 de febrero de 1972. En la actualidad es diputado por Madrid desde enero del 2013, anteriormente fue diputado entre 2009 y 2011 y concejal del ayuntamiento de Madrid entre 2004 y 2009. Es profesor de Estructura Económica e Historia del Pensamiento Económico en la . Compagina su actividad docente con la política. Está casado y tiene dos hijas.

Cursó sus estudios de bachillerato en el Instituto Ramiro de Maeztu de Madrid. Jugó al baloncesto en el Estudiantes hasta los 21 años y en la actualidad es patrono de la Fundación Estudiantes. Obtuvo la licenciatura en Ciencias Económicas y Empresariales en la .

Posteriormente cursó estudios de posgrado tales como un Máster en Política Económica de la UE por la y un Máster en Liderazgo Público por IESE.

Se afilió al PSOE en 1993. Trabajó como asesor en con la socialista Bárbara Dührkop y ha sido jefe de gabinete del Alto Representante de Naciones Unidas en Bosnia, , durante la Guerra de .

Desde 2012, es doctor en Economía y Empresa por la Universidad Camilo José Cela de Madrid. En 2013 publicó “La nueva diplomacia económica española”, libro que recogía los contenidos de la tesis con la que obtuvo el doctorado. Habla inglés y francés.

Ante la convocatoria del , Pedro Sánchez anunció su candidatura a la Secretaría General el 12 de junio de 2014. Unos días después, el 28 de junio, fue proclamado candidato por el PSOE, al haber obtenido más de 40. 000 avales de la militancia socialista. En la consulta de primarias a la secretaría general del PSOE, celebrada el 13 de julio, obtuvo un 49 % de los votos. Se convertía así en el primer Secretario General elegido por los militantes, cargo en el que fue ratificado el 26 de julio de 2014, con su proclamación en el .