El presidente Sánchez, en su intervención en el , ha hecho un llamamiento a la modernización de la OTAN y a su adaptación a los nuevos desafíos: “Ya no hay retos de seguridad que amenacen a un único país y por ello estamos obligados a comprometernos con soluciones consensuadas a través de un multilateralismo reforzado y eficaz,” ha dicho.

El presidente ha pedido impulsar una reflexión sobre el futuro de la Alianza, “desde la cohesión y unidad”, que determine cómo debe ser la OTAN que queremos para las próximas décadas. “Sólo desde esta reflexión podremos seguir siendo útiles a nuestros ciudadanos”, ha dicho en su discurso.

Asimismo, el presidente Sánchez ha animado a los líderes a reforzar los valores democráticos del Tratado del Atlántico Norte y dar prioridad a la Seguridad Humana con especial atención a la Agenda Mujer, Paz y Seguridad de Naciones Unidas (Resolución 1325). En este sentido, el presidente ha asegurado que España respalda la nueva política de la OTAN para prevenir y responder a la explotación y el abuso sexual, como muestra de “tolerancia cero” de la OTAN hacia estos comportamientos.

Por último, Sánchez ha destacado la necesidad de avanzar en la defensa europea, convencido, ha dicho, “de que la Europa de la Defensa refuerza el pilar europeo de la Alianza, la complementa y la hace, también, más eficaz.”

a la Alianza Atlántica

España “es un socio fiable, responsable y solidario” que despliega actualmente más de mil efectivos en operaciones OTAN y es el primer contribuyente en operaciones de . Nuestro país participa en seis operaciones permanentes de la OTAN, además de 17 misiones internacionales: cuatro de Naciones Unidas, diez de la Unión Europea (seis militares y cuatro civiles), dos misiones bilaterales de apoyo a Francia y una en el marco de la coalición internacional contra DAESH en Irak.

Asimismo, España ha recibido el reconocimiento de los aliados por su compromiso de mantener en 2020 su presencia en la misión de defensa antimisil de la OTAN en Turquía.