La portavoz de Medio del GPP en el , , ha defendido una moción, aprobada por unanimidad en la Comisión de Transición Ecológica, por la que pide al Gobierno estudiar todas las alternativas posibles para que Menorca pueda reducir, de manera total o muy significativa, las emisiones contaminantes que produce la generación de energía eléctrica en la isla.

Durante su intervención, la senadora menorquina ha señalado la necesidad de avanzar en el cumplimiento de los objetivos medioambientales de reducción de emisiones contaminantes a la atmósfera y la progresiva sustitución de los combustibles fósiles por energías renovables.

En este sentido, Pons Vila ha recordado que el principal foco de emisiones contaminantes de la isla se encuentra en la central eléctrica del puerto de Mahón que utiliza combustibles fósiles para su funcionamiento porque no dispone de las instalaciones necesarias para sustituirlos por gas natural.

Así, ha puesto de manifiesto que Menorca es un sistema insular aislado, conectada en estos momentos únicamente a través de un cable submarino y al ser una isla es muy complicada la instalación de energías renovables.

Por ello, la moción aprobada hoy urge implantar, en la actual ubicación eléctrico submarino entre Mallorca y Menorca, que ahora está inutilizado, un nuevo cable que evite el aislamiento que se sufre en la actualidad. Asimismo, reclama instalar un segundo cable eléctrico submarino entre Mallorca y Menorca que dotará a la isla de la energía eléctrica suficiente para hacer casi innecesaria la central eléctrica del Puerto de Mahón, que quedaría como una alternativa residual.

Asimismo, la portavoz de Medio Ambiente de los populares ha apostado por ampliar el uso de las energías renovables, “vengan de donde vengan, lo cual implica que no necesariamente tengan que estar ubicadas en la isla de Menorca, sino a través del cable solicitado y, dado el alto nivel de producción de energía renovable en España, estas energías limpias puedan ser utilizadas también en Menorca”. Y ha añadido que de esta manera “preservaremos el paisaje y evitaremos polémicas estériles en torno a la ubicación de estas energías”

Por último, la iniciativa pide al Gobierno que ponga en marcha las medidas necesarias para el cumplimiento de la reducción de emisiones, a que la normativa obliga a la central eléctrica del puerto de Mahón en emisiones de óxidos de nitrógeno.