Asimismo, ha lamentado que el que fuera “un gran partido” haya elegido un mal camino, por lo que ha considerado que es necesario una revisión crítica y sincera de su opción estratégica, que se eligió y que se ha sostenido conscientemente, a pesar de la evidencia de su impacto sobre el conjunto del sistema político español.

Durante su intervención en el acto de inauguración del Campus FAES, el líder del ha recordado que el PSOE comenzó con Zapatero el cambio de rumbo, con un Estatut que trataba a Cataluña como una nación camino de ser un Estado, ante lo que únicamente se opuso en Partido Popular al tacharlo de perjudicial e inconstitucional. Cabe recordar, ha apuntado, que el dio la razón al PP.

De esta manera, el presidente del PP ha incidido el que la hora de la verdad fue la hora del Estatut; fue la hora de la crisis; fue el golpe contra la libertad en Cataluña; “y la hora de la verdad es hoy ”. En todas estas horas de la verdad, entre otras, el socialismo ha actuado sin fisuras, secundando la ruptura, ha aseverado.

DEBATE DE INVESTIDURA

El líder del PP se ha referido también a la situación en la que se producirá el próximo Debate de Investidura en el previsto para este mes de julio, sobre lo que ha explicado que “no estamos ante un reparto más o menos caprichosos de escaños que dificulta un acuerdo de investidura”, sino que “estamos ante las consecuencias de una operación política de fondo en la que el socialismo se embarcó hace 15 años”.

En este punto, ha señalado que “el diálogo es el premio que el socialismo reserva para lo que rompen el sistema porque romper el sistema puede considerarse casi como un derecho”, como hemos visto en fechas recientes.

Respecto al planteamiento de alianzas alternativas a la moción de censura, Casado ha destacado, que “implicaría necesariamente hablar de una rectificación de rumbo histórico que ponga fin a lo que ha significado el socialismo para España”.

RECONSTRUIR EL PILAR DERECHO DEL BIPARTIDISMO

Pablo Casado ha mostrado también una de las principales tareas que tiene por delante al frente del Partido Popular: “reconstruir el pilar derecho de nuestro sistema”. En este punto, ha señalado que el PSOE debería hacer lo mismo, tras haber volcado la política española hacia el extremo izquierdo.

La actual situación política, ha subrayado, la ha creado el PSOE, haciendo protagonistas decisivos a quienes no lo eran o lo eran de manera secundaria y en una versión mucho más templada que la actual. Esto, ha recodado, comenzó en 2003 y se impulsó desde el gobierno a partir de 2004. Ahora, se tiene que rectificar, para lo que se ha mostrado dispuesto a ayudar en esa tarea de fondo, que es la que verdaderamente importa, pero, ha advertido, “no cooperará ni activa ni pasivamente para que el PSOE siga igual”.