El presidente nacional de Nuevas Generaciones del , , ha asegurado hoy que “la organización juvenil cuenta con más de 1.700 concejales en toda España, formando parte de un partido sólido y comprometido con la sociedad a diferencia de otros que esperan que les voten por sus siglas, por sus líderes nacionales, y no por sus proyectos locales por y para las personas.”

En la clausura de la II Intermunicipal de Nuevas Generaciones del PP celebrada en , Diego Gago ha destacado que “los jóvenes demandan gobiernos locales eficaces, centrados en dar respuesta a los problemas reales de la juventud y que sirvan al interés público” recalcando que “el municipalismo de hoy y del mañana pasa por la transparencia y la rendición de cuentas de manera permanente”.

Asimismo, también ha hecho mención al problema demográfico que afronta toda España, afirmando que “es evidente que no se están haciendo las cosas bien cuando los jóvenes se tienen que ir de su pueblo, no podemos estar de acuerdo con aquellos que asumen que el rural no tiene oportunidades laborales, tenemos que creer en un partido como el Partido Popular que apuesta por los jóvenes, por el emprendimiento y por la educación de calidad”.

En esa línea, ha hecho referencia a las diferencias que existen entre el Partido Popular y los demás partidos “serán incapaces de juntar tantos concejales, portavoces y alcaldes jóvenes como los que hoy estamos reunidos aquí” y ha recordado que “ningún partido ha apostado tanto por la juventud, por el futuro de la sociedad, pero sobretodo, solo este partido da la oportunidad de que los jóvenes representen a sus vecinos y vecinas en sus municipios”

Diego Gago afirma que “la Región de Murcia es la comunidad autónoma con más jóvenes de España, más de 420.000” y resalta que “hoy NNGG ha sido capaz de juntar a 400 jóvenes con una clara vocación y compromiso con su tierra y con su país, con ideas claras y proyectos de futuro definidos para sus municipios”.

Por último, afirma que “Sánchez se ha plegado a la peor derecha, a la independentista catalana y vasca, y a la peor izquierda, la comunista y populista” haciendo mención a que “se ha ido dándonos lecciones partidistas utilizando el atril de la Moncloa como si fuese el de un mitin en Ferraz”.