Durante su intervención en la sesión de control al Ejecutivo, Mariano Rajoy ha defendido la independencia del sistema de judicial y de los jueces, que acceden a su puesto “tras superar unas pruebas objetivas y exigentes”.

Rajoy ha argumentado que España tiene un sistema judicial absolutamente homologable a los de nuestro entorno, que se puede mejorar respetando sus decisiones, planteando reformas e intentando aportar más medios a los jueces, a los fiscales y a los tribunales.

El presidente respondía así a la pregunta del senador de ERC Joaquím Ayats, quien se interesó por el estado de la justicia en España. Rajoy le ha pedido que deje de preocuparse tanto por esta cuestión y lo haga por lo sucedido en Cataluña: “Ustedes han pasado por encima de las leyes, de la Constitución, del Estatuto de Autonomía y de las resoluciones de los tribunales”.

Mariano Rajoy ha solicitado a las formaciones del que dejen de impedir que se invista a un presidente legal y permita que haya un Gobierno autonómico que trabaje por las necesidades de los catalanes. “Ustedes son expertos en buscar responsabilidades y en eludir culpables, pero ni el Estado, ni el Gobierno, ni los jueces ni esta Cámara tienen la culpa de que ustedes sean incapaces de formar un Gobierno y de que hayan metido la política catalana en un bucle absurdo en el que se anteponen los intereses personales de un solo individuo al proyecto colectivo de toda una sociedad”, ha dicho.

El jefe del Ejecutivo les ha reclamado que “asuman, acaten y respeten las leyes, que obedezcan las sentencias y los requerimientos de los tribunales, que dejen de generar enfrentamiento y frustración en la sociedad, y que dejen de fabular sobre oscuras injerencias del Gobierno sobre jueces y tribunales”.

Lo que la inmensa mayoría de los catalanes quiere, “sean de la ideología que sean, piensen como piensen y hayan votado lo que hayan votado, es que se forme un Gobierno que atienda sus necesidades dentro de la ley, que gobierne para todos y que termine con la división entre la sociedad”.

Creación de empleo y gasto social

El presidente ha afirmado que los Presupuestos Generales del Estado para 2018 que está tramitando el Parlamento son los que le “hubiera gustado poder hacer hace unos años”, algo que no le permitió “la grave crisis económica por la que pasó nuestro país”.

El Proyecto de Presupuestos, ha señalado en su respuesta a una cuestión del senador socialista Ander Gil sobre las cuentas públicas, persigue fundamentalmente dos objetivos.

En primer lugar, el crecimiento económico y la creación de empleo. El Ejecutivo, ha subrayado Rajoy, va a intentar conseguir, como en los últimos años, mejorar las previsiones recogidas en los Presupuestos, es decir, crecer más del 2,7% y crear más de 475.000 empleos este año. Para lograrlo, ha explicado, se mantendrá una estrategia presupuestaria responsable y la política reformista y se aumentarán las partidas enfocadas a la competitividad de la economía y la productividad: infraestructuras, I+D+i, becas, formación y ámbito digital.

El segundo gran objetivo, ha indicado, es que el crecimiento llegue cada vez a más personas, lo que se refleja en que el gasto social representa el 56% del Presupuesto. Rajoy ha repasado, además, medidas concretas incluidas en el Proyecto con esta finalidad, como la subida de las pensiones en un 1,6% -el 3% en el caso de las más bajas y las no contributivas-, el aumento del salario mínimo y de los sueldos de los empleados públicos, la reforma fiscal en favor de las rentas más bajas, el apoyo a las familias y los 4.000 millones de euros más que recibirán las comunidades autónomas.

Sustitución de la presidenta de la Comunidad de

Respecto a la situación institucional en la Comunidad de Madrid, sobre la que le ha preguntado el senador de Podemos , Rajoy ha recordado en primer lugar que las Cortes Generales controlan la acción del Gobierno y que no existe ninguna crisis en la relación entre el Ejecutivo que él preside y el madrileño.

En cualquier caso, ha subrayado, la expresidenta de la Comunidad de Madrid, , “dimitió bien, pero no dimitió por nada que tuviera que ver con su gestión” que fue “enormemente positiva”. Rajoy ha señalado, entre otros ejemplos, que esa región está creciendo por encima de la media nacional, que en 2017 fue la que atrajo más inversión extranjera y en la que más creció el turismo y que en abril alcanzó el mejor registro de afiliados a la Seguridad Social de su historia.

El jefe del Ejecutivo ha recordado que el Estatuto de Autonomía de la Comunidad de Madrid y el Reglamento del Parlamento regional prevén un procedimiento para que se lleve a cabo la sustitución de Cifuentes a través de una investidura. “Espero que se haga a la mayor celeridad posible y que recuperemos esa situación de normalidad perdida”, ha manifestado.