El jefe del Ejecutivo ha explicado, en una comparecencia ante los medios de comunicación en el Palacio de Marivent (), que en el encuentro con el Rey se han abordado en primer lugar temas económicos. Rajoy ha señalado que se están creando más de 500.000 puestos de trabajo al año y ha asegurado que, si se mantiene la política económica, se puede alcanzar la cifra histórica de veinte millones de españoles trabajando ya en el año 2019. Además de ser “muy positivo” para quienes consigan un empleo, eso aumentará la recaudación y permitirá dedicar más recursos a la sanidad, la educación, las pensiones y los servicios públicos en general, ha argumentado.

Dentro del apartado económico, ha destacado que los datos de turismo ya fueron buenos en el año 2015 y aún más en 2016, “pero este año lo son de manera especial”. El sector turístico emplea a más de 2,5 millones de españoles -más del 13% del total- y representa más del 11% del Producto Interior Bruto español. “Hay que cuidarlo y hay que apoyarlo”, ha dicho Rajoy. El presidente ha reclamado “responsabilidad y sensatez” en este ámbito y, en referencia a los recientes actos vandálicos contra actividades turísticas, ha opinado que tratar “a patadas” a quienes visitan España es “un disparate”.

Devolver la normalidad a El Prat

El jefe del Ejecutivo también ha informado al Rey del conflicto laboral que está teniendo lugar estos días en de -El Prat. En su comparecencia, Rajoy ha pedido a la empresa y a los trabajadores que actúen con “sentido común”, ya que “no se puede en pleno mes de agosto generar una situación como la que allí se está produciendo”. Además, ha rechazado que este asunto se utilice “por razones meramente políticas”.

El presidente ha recordado que AENA gestiona todos los aeropuertos de España y solo existe un “problema puntual” en uno. Cada uno, ha agregado, debe asumir sus propias responsabilidades para contribuir al objetivo de “devolver a la normalidad a la mayor celeridad posible al aeropuerto”.

Defensa del Estado de derecho

En el encuentro con el Rey, ha expuesto la postura del Gobierno respecto al referéndum en Cataluña. El presidente se ha declarado “muy satisfecho” con la decisión del de paralizar la reforma del Reglamento del Parlamento catalán, “que pretendía que en veinticuatro horas se pudiera aprobar una ley para hacer un referéndum ilegal”.

Respecto a la proposición de ley del referéndum registrada en esa Cámara y que ahora tiene que calificar la Mesa del Parlament, Rajoy ha apuntado que en el supuesto de que se admita a trámite, “aunque sea claramente contrario a la Constitución y la lógica”, el Gobierno la recurrirá porque es “absolutamente ilegal” y una “nueva patada al sistema democrático”.

“No va a haber referéndum el próximo 1 de octubre”, ha manifestado Rajoy, “porque España es una democracia, un Estado de derecho” y porque “la ley la tenemos que cumplir todos, y primeros los gobernantes”.

Elecciones libres en Venezuela

El presidente ha detallado también la posición del Gobierno respecto a la situación en Venezuela. “En primer lugar, condena de la violencia; en segundo lugar, exigencia de elecciones libres y democráticas; y en tercer lugar, liberación de todos los presos políticos, 620 presos políticos en este momento, según la .

El Ejecutivo, ha agregado Rajoy, no reconoce la “que ha montado el ”, ni tampoco las decisiones que adopte “por ilegales, antidemocráticas y contrarias a la voluntad de los ciudadanos venezolanos”.

Reunión sobre el futuro europeo

También en el ámbito internacional, Rajoy ha informado al la reunión que el próximo 28 de agosto mantendrá en Francia con la canciller alemana, el presidente galo y el primer ministro italiano para abordar los retos fundamentales de la UE.

Según ha explicado Rajoy, España defenderá seguir profundizando en el proyecto europeo para que haya una “Europa de la Defensa” y un ministro de Finanzas y un Presupuesto europeos. También abogará por la existencia de eurobonos, “que van a tener la credibilidad suficiente y el apoyo de los mercados para que todos podamos financiarnos a precios más baratos”.

En la reunión también se abordará la inmigración irregular “y de las personas que siguen desgraciadamente perdiendo la vida en muchos lugares fronterizos de la UE, particularmente en el Mediterráneo”, ha señalado Rajoy. También se hablará de la necesidad de seguir cooperando en la lucha contra el terrorismo, que a juicio del presidente es la “principal prioridad de los europeos” en estos momentos.