​Preguntado por la situación en Cataluña, el jefe del Ejecutivo ha señalado que “lo urgente y lo razonable en este momento es formar un gobierno”.

Según ha añadido Rajoy, formar gobierno “supone abrir una nueva etapa” porque implica la existencia de un ejecutivo que tome decisiones como tal y de “un parlamento que funcione” y, además, “el fin de la aplicación del artículo 155, tal y como acordó el en su momento”.

Asimismo, el presidente ha agregado que también implicaría “abrir una etapa de diálogo; primero entre catalanes y, luego, entre instituciones”, lo que llevaría a “cumplir la ley e iniciar una etapa de recuperación institucional, económica y social”, algo que “todos los ciudadanos de Cataluña, independientemente de cuál sea su forma de pensar, en este momento desean, y lo desean fervientemente”.