​Durante su intervención matinal en un foro sobre empleo, Mariano Rajoy ha destacado que para crear puestos de trabajo, que es el gran objetivo, hay que generar crecimiento económico. En este sentido, ha defendido una política económica basada en “las reformas estructurales y el control de las cuentas públicas”.

El jefe del Ejecutivo ha sostenido que la reforma del mercado laboral aprobada en España en 2012 con el fin de que las empresas se puedan adaptar a los cambios en el ciclo económico “ha funcionado”. “Hoy ya tenemos crecimiento económico, se crea empleo y hay que seguir trabajando, pero hemos superado lo fuerte de la crisis”, ha añadido.

Educación y cultura

Además de los asuntos relacionados con el empleo, los líderes europeos han abordado cuestiones educativas y culturales. Mariano Rajoy ha planteado la necesidad de “atender a la educación, la formación continua y las políticas activas de empleo para favorecer el acceso al mercado laboral de aquellos colectivos con mayores dificultades”, como los parados de larga duración y los jóvenes.

Pool Moncloa/Diego Crespo En este punto, también ha subrayado la importancia de mejorar la cualificación para el empleo con herramientas como la Formación Profesional Dual. Asimismo, ha indicado que es necesario “aprovechar las oportunidades que ofrece la digitalización y el cambio tecnológico”.

Rajoy ha señalado que la Unión Europea debe “favorecer la movilidad de los trabajadores eliminando trabas existentes” y ha propuesto trabajar para garantizar “la portabilidad de derechos como las pensiones”. El presidente también ha propuesto mejorar la convalidación de títulos educativos y cualificaciones profesionales y aumentar la integración y compatibilidad de los sistemas educativos.

Por otra parte, ha afirmado que los fondos estructurales tienen un papel muy importante para el crecimiento y el empleo. A este respecto, ha recordado que España consiguió que la Unión Europea sacara adelante el Plan de Garantía Juvenil y es el país que más recursos recibe: “Está funcionando y creemos que debe mantenerse en el futuro”.

Tres décadas de Erasmus

El presidente del Gobierno destacado el programa Erasmus cumple treinta años y “ha sido un éxito”. Rajoy ha indicado que España es el país que más estudiantes acoge y, a su vez, que más de un millón los estudiantes españoles que han participado en el programa.

El presidente ha explicado que, en la actualidad, el presupuesto de este programa es de entre 14.000 y 15.000 millones de euros cada siete años, si bien hoy se ha hablado de la posibilidad de llegar a los 30.000 millones. “El gran objetivo es que todos los europeos de menos de 25 años pasen seis meses en otro país de la Unión Europea distinto al suyo. Esto, sin duda, hará más Europa”, ha dicho.

Los países participantes en la Cumbre también han abordado la necesidad de avanzar en el reconocimiento de títulos, “que los títulos de un país valgan para otro”, y de crear una “tarjeta europea del estudiante”, que serviría para poder disfrutar en Europa de servicios culturales, según ha resaltado Mariano Rajoy. Asimismo, han propuesto celebrar un Consejo sobre Cultura y necesidad de apoyar a las industrias culturales, que representan el 3% del (PIB) de la Unión Europea.

Justicia independiente

Pool Moncloa/Diego Crespo Antes de participar en una sesión dedicada al acceso al mercado laboral, el presidente del Gobierno ha mantenido un encuentro con el primer ministro belga, . Al término de la Cumbre Rajoy ha aclarado a los medios de comunicación que no han hablado sobre “el asunto catalán porque ya quedó claro que la justicia belga y la española son independientes”. “Confío en el Poder Judicial y respeto y acato sus decisiones. Es uno de los valores básicos y de los principios fundamentales de la Unión Europea”, ha recordado.

El jefe del Ejecutivo ha avanzado que en la reunión con el primer ministro de Bélgica abordaron las relaciones bilaterales, que ha calificado de “magníficas”. También hablaron del proyecto europeo -“donde hay posiciones muy comunes”, ha dicho-, Europol y la sede de la .

Sobre esta última cuestión, y a tres días para que se decida su ubicación definitiva, Rajoy ha señalado que “la batalla la hemos dado”. “ es una gran ciudad, tiene una gran industria del medicamento. Razones técnicas las hay todas”, ha concluido.