Así se decidió hoy en la reunión de Comité, que preside , y que contó con la asistencia de la secretaria de Estado de Comercio, . Estuvieron presentes las cuatro asociaciones representativas: los fabricantes asociados en Anfac, los importadores de Aniacam, la distribución de Ganvam y los concesionarios oficiales representados por Faconauto.

Todos ellos coincidieron en la necesidad de avanzar en propuestas conjuntas en torno a la digitalización, con un fuerte componente de formación; los nuevos usos de los vehículos; la necesaria renovación del parque automovilístico; la definición de una nueva fiscalidad y la eliminación de trabas a la unidad de mercado. Se trata de cuestiones capitales para que el sector mantenga y mejore la competitividad en un entorno que está viviendo una fuerte transformación.

Esta fue la reunión número once de la Mesa de Diálogo, creada en 2011 como cauce de comunicación entre el sector. Faconauto fue la única que mostró su posición favorable a regular los contratos de distribución en el sector, si bien este tema no se abordará en esta ronda de trabajo.

El automóvil es un sector estratégico para la economía española, que al cierre de 2017 empleaba de forma directa a 557.900 personas, produjo 2,84 millones de vehículos y exportó por valor de 45.176 millones de euros, un 16,3% del total de las ventas españolas al exterior.