El secretario general del PSOE y presidente del Gobierno en funciones, , se ha dirigido hoy al president de la Generalitat, Quim para advertirle de que “si quiere hablar, primero que hable con los catalanes, sobre todo con aquellos que no piensan como él, con la parte que no es independentista en Cataluña” y que “si tiene que hacer llamadas, que haga una llamada a la convivencia, al rechazo generalizado de la violencia y a la solidaridad con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y con la policía autonómica, que están defendiendo a los catalanes dela violencia de sufren”.

En un acto en , ante 700 personas, Sánchez subrayó que el Gobierno va a responder en Cataluña “con templanza y con serenidad” y ha pedido “lealtad” al resto de partidos. “Nos gustaría que hicieran lo mismo que hicimos nosotros, que estén del lado del Gobierno. Y si no, que estén del lado del Estado”, dijo.

Sin embargo, el líder socialista lamentó que durante su encuentro con Casado, y Rivera “los tres mes dijeron que iban a ser leales, pero la lealtad les duró lo que tardaron en salir por la puerta de Moncloa”.

“En Cataluña estamos haciendo lo que tenemos que hacer y lo estamos haciendo solos, pero ¡qué fortuna tiene España de que lo hagamos nosotros y no ellos!, porque si esta crisis se afrontara con Casado de presidente, Abascal como ministro de Interior y Rivera como ministro de Justicia, y Torra hacen la ola”, sentenció.

“Lo que está deseando el independentismo en Cataluña es que vuelva a gobernar la derecha en este país”, señaló Sánchez. En este sentido, planteó que si durante los 7 años de se multiplicó por tres el número de independentistas, “¿os imagináis cuánto se podrían multiplicar con Casado, Rivera y Abascal al frente del Gobierno?

Asimismo, Sánchez recordó que las movilizaciones y la violencia en la calles de Cataluña tienen que ver con una sentencia que juzga “hechos acaecidos cuando gobernaba el PP”, por lo que reclamó a los populares “un poco de corresponsabilidad”. “Le pedimos al PP que sea igual de leal, no con el gobierno, sino con el Estado español, como fuimos nosotros”.

Por una victoria rotunda del PSOE el 10N

Durante su intervención, el secretario general socialista apeló a una victoria “rotunda” del PSOE para salir del bloqueo y para poder hacer frente a los problemas de nuestro país.

En este punto, recordó que “hoy las urnas están vacías y tenemos el mismo número de votos que el resto, cero”, por lo que hizo un llamamiento a la movilización del 10N. “Una España movilizada es una España desbloqueada y eso significará un gran triunfo del PSOE”, añadió.

La exhumación de Franco, un triunfo de la democracia

En relación con la exhumación de Franco, prevista para el próximo jueves, Sánchez remarcó que se trata de “una victoria de la dignidad, de la justicia, de la reparación y de la memoria”. En definitiva- dijo- “es una victoria de la democracia española, una victoria de todos”.

Asimismo, el líder socialista señaló, frente a quienes hablan de electoralismo, que “si hubiera sido por mí y por nosotros, hace mucho tiempo que hubiera sido exhumado”.