En el seno de la negociación del próximo marco financiero plurianual 2021-2027, está teniendo lugar la revisión del Reglamento por el que se financian las redes transeuropeas de transporte (Reglamento CEF), que establece, entre otros aspectos, la definición de los itinerarios de los corredores europeos.

Una vez adoptada la propuesta del Reglamento por el en junio, se iniciará el trámite de aprobación por y , en aras a su entrada en vigor en 2021.

En el marco de su participación en los ” TEN-T days “, De la Serna se ha reunido con la comisaria europea de Transporte, , y los coordinadores de los Corredores Atlántico, , y Mediterráneo, Laurens J. Brinkhorst, para insistir en la propuesta española, que seguirá reforzando la vertebración territorial y la conectividad y competitividad.

Propuesta española

En particular, la inclusión de las líneas ferroviarias, tanto de alta velocidad Olmedo-Zamora-Ourense-Santiago, como de mercancías que conectan con y con A Coruña pasando por , con el corredor Atlántico, así como la carretera A8 de la cornisa cantábrica, garantiza la mejora de la movilidad de personas y mercancías de , y , por las que no discurrían los corredores multimodales. De esta manera, se canalizan los flujos principales de estas regiones hacia el resto de los países de la Unión.

Con la línea -, las conexiones marítimas con las Islas Canarias y , así como la vía navegable del Guadalquivir, se refuerza la competitividad y la conectividad tanto del sur de España como de Levante con los archipiélagos, potenciando su visibilidad.

Por otra parte, la incorporación del tramo --Pamplona/Logroño- nutre el Corredor Atlántico y pone de relieve la importancia del mismo a nivel europeo, conectando la fachada mediterránea con la atlántica.

Junto a todo ello, la solicitud del hará que todos los puertos de la red básica española queden conectados a los corredores europeos.

Conexiones transfronterizas con Francia

El ministro de Fomento ha insistido, asimismo, en la importancia de la conectividad transfronteriza con Francia. En este sentido, en respuesta a las peticiones de los ministros español y portugués de Transportes, y con apoyo de la comisaria Bulc y los Coordinadores de los Corredores Atlántico y Mediterráneo, la ministra francesa de Transportes, Élisabeth Borne, se ha comprometido a realizar las actuaciones de inversión necesarias para garantizar la modernización y capacidad de las líneas.

De la Serna ha propuesto la creación de un grupo de trabajo, con un plan de inversión conjunto y actuaciones concretas, para la modernización de las conexiones transfronterizas del Corredor Mediterráneo y del Corredor Atlántico entre Francia y España. La propuesta ha sido aceptada tanto por Francia como por los Coordinadores Europeos de ambos corredores.