El próximo día 1 de diciembre, se celebra el Día Mundial del Sida. Se trata de la fecha designada por la y el Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre el VIH/Sida (ONUSIDA), para reforzar la respuesta frente a la epidemia, y cuenta con el apoyo de los gobiernos de todo el mundo. Este año, el , ha presentado la campaña bajo el lema “#transmiterespeto”, en el marco de la campaña de ONUSIDA “Mi salud, mi derecho”, #myrighttohealth.

Este lema se ha distribuido a todas las CCAA y las ONGs que trabajan en VIH para insertar en sus comunicados y difundir a través de las redes sociales.

Datos epidemiológicos 2017

A pesar de los logros conseguidos en los más de 30 años de epidemia, aún quedan retos pendientes.

Se estima que actualmente viven en España entre 140.000 y 145.000 personas con infección por el VIH, de las que aproximadamente una de cada cinco (18%) no están diagnosticadas. El número de pacientes con VIH en tratamiento según declaración de las CCAA e IIPP ascendía a 116.408 personas en 2016.

En el año 2016 se han notificado un total 3.353 nuevos diagnósticos de infección por VIH, se estima que la tasa para 2016 será de 8,60 por 100.000 habitantes cuando se haya completado la notificación de todos los diagnósticos realizados ese año.

La mayoría de los nuevos diagnósticos fueron en hombres (83,9%) y la mediana de edad al diagnóstico se mantiene estable en 36 años.

La vía de transmisión más frecuente fue la sexual. El 53,1% de los diagnósticos fue en hombres que tienen relaciones sexuales con hombres (HSH) y el 26,5% en personas heterosexuales. La transmisión en personas que se inyectan drogas (PID) continua descendiendo situándose en un 3,6%

Un 25,9% de los casos tenía menos de 30 años en el momento del diagnóstico y un 16,4% tenía 50 años o más.

Un 46% de los nuevos diagnósticos en el año 2016 se realizaron de forma tardía. El diagnóstico tardío es mayor en los casos de transmisión heterosexual y aumenta con la edad pasando de un 1,7% entre los 15 y 19 años, a un 51,1% en los mayores de 49 años.

Un 33,6% de los nuevos diagnósticos realizados en 2016 fue en personas nacidas fuera de España, destacando que en las mujeres este porcentaje es del 57,9%. Las regiones de origen más frecuentes fueron Latinoamérica y .

El Servicio multicanal de información y prevención sobre el VIH y el Sida, ha superado las 100.000 visitas en la Web. El perfil mayoritario de personas que utilizan el Servicio son hombres, sin embargo se ha observado un incremento de la utilización del chat por mujeres, que ha pasado de representar un 26,44% del total de consultas realizadas por ambos canales en 2016 a un 33,44% en lo que va de 2017.

En cuanto a la edad, hay que destacar un aumento progresivo de las consultas realizadas por personas más jóvenes, especialmente a través del chat, donde más de un 50% de las consultas son realizadas por personas menores de 30 años, destacando cada vez más las realizadas por menores de 18 años, que el último trimestre han supuesto un 38% del total.

Anualmente, desde el Servicio se responden 50.000 consultas relacionadas con el VIH y otras ITS. En cuanto a los motivos de consulta principales son las vías de transmisión y las dudas acerca de la prueba diagnóstica del VIH.

Los objetivos 9 y 10 del Plan Estratégico actualmente vigente recomiendan “Promover la igualdad de trato y la no discriminación de las personas con VIH e ITS” y “Garantizar la igualdad en el acceso a la prevención y a la atención sociosanitaria de las personas con VIH e ITS” y se enmarca en el compromiso de promover el disfrute efectivo de los derechos de las personas con VIH.

Todas las convocatorias anuales de subvenciones, a ONGS y otras entidades sin ánimo de lucro, incorporan acciones específicas destinadas a , proteger los derechos de las personas con VIH. Dentro de las prioridades señaladas en el Plan de Acción 2017 se está trabajado en la coordinación entre distintas instituciones para la eliminación de barreras sociosanitarias y fuentes de discriminación, en una encuesta de la situación laboral de las personas VIH en España y en el Pacto Social por la igualdad de trato y no discriminación.