Ambos han coincidido en que las grandes preocupaciones comunes son el cambio climático y la transición justa, los cambios tecnológicos derivados de la digitalización y la necesidad de avanzar en nuevas formas de protección social y en la formación continua a lo largo de toda la vida laboral.

La ministra Valerio le ha transmitido a Guterres el esfuerzo y compromiso del con el crecimiento sostenible y el empleo decente.

“España está convencida de que es importante explicar en los foros internacionales como los celebrados estos días en la acción realizada desde el en este año, una acción marcada por los ODS”, ha comentado Valerio a Guterres.

“Estamos aquí para defender una vez más que el trabajo decente y el crecimiento inclusivo no son una opción, son una obligación en la que deben trabajar todos los Gobiernos”, ha afirmado la ministra.