El candidato del PSOE a la Alcaldía de Guadalajara, , ha mantenido un encuentro con representantes del colectivo de skaters de la capital, con el objetivo de atender sus inquietudes y escuchar sus propuestas. Tras la reunión, Rojo ha lamentado que vaya a gastar 100.000 euros de dinero público para construir un espacio de patinaje que no satisface las necesidades del colectivo de la ciudad.

“Es evidente que el alcalde de Guadalajara necesita un plan #Escuchándote como el que estamos realizando desde el PSOE”, ha afirmado y ha añadido que “con diálogo y cercanía se evitarían disparates como proyectar un espacio para un grupo muy concreto y hacerlo de tal manera que ese grupo no lo pueda utilizar porque no satisface sus necesidades”.

Rojo ha recordado que el Ayuntamiento de Guadalajara ha iniciado la tramitación de la obra para la construcción de un skate park, cuyo inicio está previsto para fechas inminentes. “Espero de verdad que no se inicie la obra para tener margen de maniobra si la ciudadanía decide que sea su próximo alcalde”, ha señalado y ha resaltado su compromiso de “escuchar al colectivo de skaters de Guadalajara para hacer de manera conjunta un espacio útil para quienes lo utilizan y que se pueda convertir además en foco de atracción de patinadores de otros lugares y en el que se puedan celebrar eventos de ámbito supramunicipal”.

El candidato socialista, que ha estado acompañada por la concejala y miembro de su candidatura Lucía de Luz, ha señalado que la actual pista de skate “está considerada por el colectivo como una de las peores de España” y ha incidido en que “una vez más, los vecinos de Guadalajara tienen que desplazarse a municipios cercanos porque tienen mejores instalaciones que la capital, como es el caso de Azuqueca o Marchamalo”. Ahora que el Ayuntamiento parece que ha decidido ampliar la instalación “lo hace de manera equivocada, sin contar con quienes practican este deporte, algo que sólo puede explicarse por la falta de disposición de Antonio Román al diálogo”, ha concluido.