El edil ha querido dejar claro que los datos presentados por el citado grupo “no estaban en absoluto justificados ni avalados por los técnicos competentes en la materia”, ha informado el Consistorio en una nota de prensa.

“Nos quieren dar lecciones también de cuándo hay que actuar”, ha criticado el edil, quien ha recordado, “que la estación oficial de muestreo de la calidad del aire de Guadalajara, dependiente de la Junta de Comunidades, única administración con competencias en materia de contaminación atmosférica, señalaba en el instante en el que se superaron los 200 mg/m de dióxido de carbono, “que no había ningún riesgo”.

Ha recordado también que el protocolo de actuación que establece la normativa competente y la propia Administración regional, “señala que en el caso de que hubiera habido algún riesgo, se habría activado inmediatamente el protocolo de actuación y la Junta habría informado al Ayuntamiento”. “No fue así, porque no había riesgo de nada”, añadía.

Además, ha mostrado su “confianza” en los técnicos del del área de Medio de la Junta de Comunidades, al tiempo que ha reprochado a la citada asociación ecologista y al grupo Ahora Guadalajara, que “sin ningún tipo de análisis de los datos citados, hayan creado una alarma injustificada y hayan puesto en duda la calidad del aire de Guadalajara”.

Durante la presentación de este jueves, el edil ha utilizado la información que recoge el portal de Medio Ambiente de la página web municipal (www.guadalajara.es), en el que se encuentra información a tiempo real de la estación de medición de la Junta de Comunidades, de las tres estaciones ‘low cost’ del Ayuntamiento, y desde el martes se incluye un enlace al Índice Europeo de Calidad del Aire. En este portal, la provincia de Guadalajara aparece “como uno de los mejores lugares del mundo para respirar”, según Úbeda.

También ha recordado, que aunque no es competencia municipal, el Ayuntamiento de Guadalajara, puso en marcha en febrero pasado un proyecto piloto con la instalación, en el Eje Cultural, de tres puntos de medición de la contaminación atmosférica, donde se miden a diario, los niveles de monóxido de carbono, ozono, dióxido de nitrógeno (N02), dióxido de azufre y partículas en suspensión.

DEMOSTRACIÓN ‘IN SITU’

Ha realizado ‘in situ’ una demostración de los datos que recogen las estaciones ‘low cost’ y de los niveles de concentración temporal de NO2. “Tan sólo se ha estado por encima de los 100 mg/m en picos registrados, por ejemplo, el 7 de noviembre, el 15, el 17 y el 18, pero en ningún caso se ha llegado a los 200”.

“Si se hubieran superado los parámetros establecidos por la normativa regional, se habría puesto en marcha el protocolo de actuación”. Ha recordado que para considerar un riesgo real habría que superar ese nivel un total de 18 veces en un año.

En su opinión, “se ha exagerado”, y se ha comparado la situación de Guadalajara, en niveles de contaminación, con una ciudad como que “tiene un tejido industrial y unos índices de tráfico que no tienen nada que ver”. “No se puede alarmar a una ciudad cuando hay un protocolo de actuación que está perfectamente controlado”, ha concluido al tiempo que pedía “más responsabilidad a la hora de tratar estos temas”.

MÁS ESTACIONES ‘LOW COST’

En el transcurso del acto, Francisco Úbeda ha anunciado que el Ayuntamiento de Guadalajara instalará nuevas estaciones ‘low cost’, hasta un total de 20 distribuidas por la ciudad, a través de las estrategias de desarrollo urbano sostenible (EDUSI), financiadas con . Esta infraestructura permitirá disponer de una información puntual para establecer medidas concretas de corte de tráfico cuando sea necesario.