La Junta de del Ayuntamiento de ha aprobado este jueves el pliego de prescripciones técnicas y administrativas que van a regir el procedimiento para la adjudicación del contrato de limpieza viaria y recogida y transporte de residuos sólidos urbanos y selectivos, que ascenderá a 7,5 millones de euros.

El pliego ha sido presentado este jueves por el alcalde, , quien ha estado acompañado del concejal de Contratación, , y del concejal de Limpieza, , según ha informado el Consistorio en nota de prensa.

El alcalde ha recordado que estos servicios son algunos de los que quedaban englobados en el contrato de gestión integral de determinados servicios públicos medioambientales que, apoyado plenamente en la filosofía ‘Smart City’, el equipo de Gobierno presentó el pasado verano.

“El procedimiento fue recurrido por los grupos de PSOE e IU y finalmente fue paralizado. No obstante, tal y como anuncié en su momento, desde el mismo instante en que fuimos conocedores de esta noticia, además de recurrir la resolución, nos pusimos a trabajar en la redacción de los nuevos pliegos de los diversos servicios que contenía este contrato”, ha explicado el primer edil.

Así, los servicios que se incluyen en este contrato son la limpieza viaria y recogida y transporte de residuos sólidos urbanos, la recogida de ropa usada, el restablecimiento de la seguridad vial y medioambiental tras accidentes de tráfico, la recogida de aceites usados y la recogida de restos vegetales o poda.

AGRUPACIÓN DE SERVICIOS

Este contrato se basa en la agrupación de servicios que va a permitir aprovechar las economías de escala y, por lo tanto, un ahorro importante en la medición de la calidad por indicadores de servicio y la retribución por resultados, en un modelo que permite inversiones a largo plazo, tanto en innovación como en últimas tecnologías y, por último, en la participación directa de los ciudadanos.

Con este contrato, el Consistorio persigue un mayor aprovechamiento y optimización de los recursos manteniendo la calidad del servicio, y conseguir un significativo ahorro para las arcas municipales. De este modo, el Ayuntamiento obtendrá un ahorro de entre un 8 y un 10 por ciento aproximadamente, lo que supone un ahorro de 700.000 euros anuales.

El plazo del contrato de gestión será de 15 años por un importe de 7.500.000 euros más IVA. La adjudicataria, además, deberá realizar una serie de inversiones para la correcta prestación de los servicios.

Por ello, deberá adquirir seis barredoras, tres cisternas de riego, una baldeadora de aceras, una fregadora y vehículos de inspección y apoyo. La valoración de esta inversión asciende a 2.750.000 euros.

Además, en el empleo de agua no potable, se aprovecharán los manantiales en varias ubicaciones de la ciudad con el objeto de utilizar su agua para el baldeo de calles, lo que supondrá una inversión de 10.000 euros, que debe realizarse en el primer año.

Respecto al empleo de salmuera, con el objeto de priorizar el empleo de salmuera como tratamiento ante las heladas, se propone la adquisición de una planta de salmuera y un vehículo extendedor. Lo que supone una inversión de 50.000 euros a realizar en el primer año.

Asimismo, han propuesto diferentes inversiones para mejorar el tratamiento antigrafiti, para el relleno de alcorques, la renovación del parque de contenedores, la reparación de desperfectos y la adquisición y puesta en servicio de un punto limpio móvil.

INTERACTUAR CON LA CIUDAD

“El objetivo básico de estos sistemas es interactuar con la ciudad, recoger información de los elementos fijos y móviles adscritos al servicio para localizarlos, monitorizarlos o telecontrolarlos, así como transmitir tareas al personal de servicio”, ha explicado Román.

El alcalde también ha explicado que “hasta ahora, como ocurre en todos los contratos municipales, las empresa concesionaria del servicio de limpieza y recogida de RSU cobra una tarifa plana por el servicio prestado”, sin embargo, ha afirmado que esto va a cambiar, ya que la nueva adjudicataria cobrará por toneladas efectivas de residuos recogidos y por indicadores de calidad.

En cuanto a la situación de los actuales empleados del servicio, existe una obligación legal por la que se tiene que proceder a la subrogación del 100 por cien de la plantilla.

Tras la aprobación en Junta de Gobierno Local, el pliego se publicará en el Boletín Oficial del Estado (BOE). Habrá un plazo de 40 días para la presentación de ofertas, pero en principio, podría haber nueva adjudicataria la próxima primavera.