El alcalde, , ha explicado que esta zona tiene una superficie de 6.389 metros cuadrados y que el área “ahora es mucho más visible y transitada y por eso se quiere acondicionar”, según ha informado el Ayuntamiento de Guadalajara en nota de prensa.

Román ha detallado que, entre otras acciones, se llevará a cabo la demolición de la solera de hormigón existente, explanación y adecuación de la zona estancial y de los paseos, pavimentación de las áreas estanciales, perfilado del firme para la plantación de especies vegetales, ajardinamiento, mantenimiento del arbolado de porte existente e instalación de un sistema de riego y la instalación de iluminación.

El presupuesto de ejecución de este proyecto ascenderá a 60.330 euros, aunque durante el proceso de adjudicación, este importe “se ha reducido notablemente y el proyecto se va a ejecutar por 50.820 euros”. El plazo de ejecución previsto es de un mes y medio.

Este proyecto está incluido en el Plan de Recuperación de Restos Urbanos puesto en marcha por el Ayuntamiento, por el que se han realizado diversas actuaciones en diferentes puntos de la ciudad.