A preguntas de los medios, durante la rueda de prensa que ha ofrecido este jueves, Rodríguez ha salido al paso de este modo después de que algo más de un centenar de padres del Señorío de Muriel se concentraran este miércoles a las puertas del Ayuntamiento del municipio con el fin de reclamar un nuevo instituto y protestar contra la decisión de la Junta de reconvertir su colegio en dicho centro de Secundaria.

La titular autonómica de Educación ha explicado que dicha fusión obedece a un principio de planificación y a las cuestiones que transmiten los técnicos en relación con la matrícula y los movimientos poblacionales.

Por tanto, esta decisión “no significa cerrar dos centros, sino unificar ambos en un mismo edificio”, ha sostenido la consejera, no sin antes agregar que la medida consiste en “cambiar dos centros de línea 1 por uno de línea 2”.