El consejero ha visitado la nueva cafetería, que abrió sus puertas este jueves, y que ofrece desde ahora una imagen totalmente renovada en unas instalaciones de 700 metros cuadrados, con espacios diferenciados y distintas ambientaciones, y que contribuye a mejorar la estancia y el servicio a los usuarios y pacientes, según ha informado la Junta en una nota de prensa.

Fernández Sanz, acompañado por el presidente de la empresa de restauración , Mariano Muñoz; su director general, ; el responsable de Proyectos, , y su director de operaciones, Alejandro Ferrández, se ha interesado especialmente por los nuevos menús, en los que se ha apostado por una oferta más saludable y la incorporación de menús para personas vegetarianas, veganas o celíacas.

Desde la empresa han mostrado su satisfacción por cómo se ha desarrollado la puesta en marcha de la nueva instalación, pese a los “lógicos ajustes que pueden surgir en toda apertura y que se irán resolviendo conforme se vayan observando en estos primeros días”.

El consejero ha conocido también otras innovaciones para hacer de ésta “una cafetería agradable, moderna y adaptada a los nuevos tiempos”, tales como el sistema de cobro automático, para evitar la manipulación de dinero y garantizar así la seguridad, así como la información digital relativa a la composición, calorías e información alergénica de los productos que se sirven.

Por otra parte, en la cocina se ha priorizado la incorporación de espacios diferenciados para cámaras, almacén o basura para garantizar la seguridad en el almacenamiento y manipulación de alimentos.

Del mismo modo, se han mejorado los baños e incorporado un baño adaptado a personas con movilidad reducida, y la cartelería y otros elementos de comunicación se han adaptado también a personas con discapacidad visual.

La mejora en la cafetería se suma a la renovación por la que se está apostando para el Hospital Universitario de Guadalajara, donde recientemente se ha procedido a mejorar el recinto, tanto en lo referido a aceras como zonas verdes y asfaltado, y también el interior, con la renovación de plantas de hospitalización, la mejora de zonas comunes y la sustitución de elementos que se encontraban en un avanzado deterioro.

Ello contribuye a hacer del un lugar más moderno, agradable y accesible, a lo que también ha contribuido la apertura este verano del nuevo aparcamiento que ha supuesto descongestionar de tráfico y vehículos todo el recinto hospitalario y todo ello, destacaba el consejero, “sin olvidar lo más importante, que es el reinicio de las obras del Hospital, que se ven avanzar de forma considerable, y que vendrán a dotar a Guadalajara de la instalación sanitaria que necesita”.