En declaraciones a Europa Press, Corella ha incidido en que el reto demográfico es algo que hay que afrontar de forma “absolutamente transversal”, tarea en la que considera imprescindible que se impliquen todos los ministerios “sin excepción”.

Para Corella, la ministra, a la que conoce personalmente, es una mujer “comprometida, trabajadora y sensible” y “una esperanza”, teniendo en cuenta que estará al frente de un ministerio de Reto Demográfico, pero ha insistido en que el trabajo que hay que hacer a partir de ahora va a ser tanto a corto plazo como a medio y a largo.

“No se puede descuidar ninguno de los tres porque “estos territorios, con una densidad de población tan baja, son la España donante y están en la UCI”, ha señalado.

En todo caso, la alcaldesa se ha mostrado segura de que habrá un proceso de reversión en un futuro “porque las ciudades son cada día lugares más insalubres para vivir en las que solo se quedarán quien no tenga otra alternativa”.

Esta ingeniera forestal ha reivindicado una mayor visibilidad de una España “invisible, que no deja de donar a las ciudades estudiantes, servicios ecosistémicos y que regula los caudales hídricos con sus bosques, que produce oxígeno, y que es un ejemplo de como poder crear productos alimentarios de manera sostenible”.

A Corella “le duele” que esto no se esté visibilizando y aunque ha reconocido que muchos pueblos han sufrido un proceso de vaciado, ha querido hacer hincapié en el hecho de que también conforman una “España donante” a la que hay que valorar.

A su juicio, es importante tomar conciencia y “entender” que si unos territorios prestan servicios que redundan en el beneficio del conjunto de la sociedad, esta tiene de que devolverlo.