Recientemente, , alcaldesa de Fuentenovilla, y Pablo de la Torre, concejal de Educación, mantuvieron una reunión con el delegado de Educación de la Junta de Comunidades en Guadalajara, , con el fin de exponerle las reformas en las instalaciones que se consideran urgentes. “Nos recibió amablemente, y nos dijo que las estudiaría”, afirma De la Torre.

Este año, el Ayuntamiento de Fuentenovilla ha solicitado “tres mejoras importantes”, valora el concejal, dos de ellas relacionadas con la eficiencia energética, que “consideramos un pilar fundamental de nuestro tiempo y una responsabilidad de todos”.

En primer lugar, el Ayuntamiento de Fuentenovilla solicitó la sustitución de la caldera de la calefacción. La actual lleva más de treinta años de servicio, tiene pérdidas de gasoil, y el sistema no permite la regulación independiente de la temperatura en cada planta del colegio, que en invierno tienen temperaturas muy distintas. “O como mínimo, un sistema que permita regular el ambiente de cada planta de manera independiente”, añade el concejal.

En este mismo sentido, se solicitó también la sustitución de las ventanas por otras, con doble acristalamiento o con climalit, para aislar térmicamente el interior del colegio.

Por último, Fuentenovilla ha solicitado también la sustitución del sistema de iluminación de las clases. Igualmente cuenta con 30 años de servicio, “con fluorescentes sin óptica y vistos, sin protección a la caída”, explica De La Torre. Dada la buena disposición del delegado, el Ayuntamiento de Fuentenovilla hará entrega de un dossier con las mejoras solicitadas en las que se detallarán con precisión las demandas.

“Mejorar los servicios en el mundo rural es la obligación de las instituciones, y aún más cuando hablamos de un colegio y de futuro. Agradecemos la buena disposición para recibirnos de la Junta, y ahora esperamos su respuesta y próximas acciones, para las que puede contar en todo aquello con nos compete, con la colaboración del Ayuntamiento”, termina el concejal.