Tras el Debate del Estado de la Región que hoy se ha celebrado en las Cortes, la presidenta del , , ha elogiado la intervención del nuevo líder el PP de -La Mancha, , subrayando su claridad para transmitir un “mensaje de ilusión y fortaleza, de ganas de trabajar por y para los castellano-manchegos, de arrimar el hombro para que Castilla-La Mancha vuelva a recuperar la senda del crecimiento y del empleo, para que los guadalajareños volvamos a tener el sitio que nos corresponde, para que Guadalajara vuelva al mapa de las prioridades de Castilla-La Mancha”.

De Nuñez, Guarinos ha destacado también su capacidad de liderazgo y de trabajo, su cercanía, su tesón y empeño en conocer de cerca la realidad de los castellano-manchegos, sus demandas y necesidades, “algo a lo que Page ha permanecido ajeno durante más de tres años, dejando en el olvido absoluto sus responsabilidades y sus obligaciones como presidente”.

“En Guadalajara sabemos muy bien de las mentiras de Page, entregado a Podemos y a sus intereses personales”, ha señalado la presidenta del PP, apuntando en este sentido algunos de los incumplimientos más significativos con nuestra provincia. Una larguísima lista en la que se incluyen la ampliación del Hospital, la construcción del Campus Universitario, la rehabilitación de las naves del antiguo complejo militar de El Fuerte, los planes de desarrollo para la o el , el plan estratégico del Corredor del Henares, la construcción de nuevos centros de salud –Azuqueca o Cifuentes-, o los nuevos institutos y colegios.

“Eso por no hablar del abandono generalizado de las infraestructuras y de los servicios básicos, en los que Guadalajara sufre una marginación absoluta, perjudicando especialmente a colectivos más vulnerables”, asegura Guarinos, subrayando en este sentido el deterioro de la atención sanitaria, con incremento de las listas de espera sanitarias o el incumplimiento del convenio sanitario con , “que obliga a los enfermos a desplazarse cientos de kilómetros para someterse a determinadas pruebas diagnósticas”.

Frente a las nefastas políticas de Page, Guarinos, que conoce bien al nuevo líder regional de los populares, se muestra convencida de que Núñez es la apuesta segura para cambiar el rumbo en Castilla-La Mancha; y de que para ello contará con el respaldo mayoritario de los castellano-manchegos en general, y de los guadalajareños en particular, y de que ellos le auparán a la Presidencia de Castilla-La Mancha. “Y estoy segura de que no nos va a defraudar. Lo ha dejado claro con un mensaje que desprende sinceridad y confianza, que aporta tranquilidad y que no olvida la necesaria implicación y colaboración de todos para trazar un proyecto de futuro para mejorar Castilla-La Mancha”.

Según Guarinos, en el Debate del Estado de la Región, “ha quedado claro que Page está acabado. Su discurso triunfalista no aporta nada nuevo, es más de lo mismo: ruina y abandono para esta tierra”. Frente a él, “hay un nuevo líder: , un líder fuerte que está decidido a dejarse la piel por Castilla-La Mancha, y que lo hará desde la cercanía y con la convicción de que esta región tiene mucho futuro”.