El presidente de -La Mancha, , ha avanzado que desde la Comunidad Autónoma que gobierna, desde la “seguridad y confianza” en la Constitución, habrá que “hacer esfuerzos por apartar el ruido” —de la autodeterminación en Cataluña—. “Nosotros también somos actores constitucionales”.

Durante un acto en Sigüenza, ha lamentado que “se estén poniendo en cuestión” derechos políticos o económicos, reiterando como ya hiciera en pasadas semanas que Castilla-La Mancha acudirá “si es necesario a los tribunales” para “reclamar” sus derechos.

“Porque no somos espectadores de lo que está pasando. Somos y queremos ser protagonistas. Ese es el papel que se nos encomendó y es una forma de contribuir a nuestra propia cultura”, ha aseverado.

Para García-Page “nunca será posible que cuando se trate de decidir sobre lo de todos, pueda decidir solo una parte”. “En el momento en que yo aprecie como presidente que se están poniendo en cuestión nuestros propios derechos políticos o económicos, no se engañen, actuaremos y acudiremos si es necesario a los tribunales”, ha concluido.