El Grupo Popular en el Ayuntamiento de Villanueva de la Torre ha exigido al Equipo de Gobierno de Podemos que adopte las medidas necesarias reabra al tráfico rodado el camino de Meco, una vía de comunicación cortada de forma unilateral -hace ya once años- por el Consistorio de Meco, perjudicando para que se cumpla la sentencia dictada hace ya un año y se con ello los intereses de los villanovenses, que utilizaban habitualmente ese camino en sus desplazamientos diarios, fundamentalmente por motivos laborales.

Según apunta la portavoz del Grupo Popular en el Ayuntamiento de Villanueva de la Torre, , el Tribunal Contencioso Administrativo condenaba en marzo de 2016, al Ayuntamiento de Meco, a la reapertura al tráfico rodado del Camino “en las circunstancias previas existentes a la actuación impugnada”, los tres kilómetros de camino que unen esa localidad con Villanueva de la Torre, que antes de su cierre era utilizada cada día por unos 1.500 vecinos evitando con ello recorrer más de 10 kilómetros por otras carreteras de salida hacia la A-2.

“Después de años litigio por defender los intereses de los vecinos de Villanueva de la Torre, el PP ha ganado la batalla ante los Tribunales con una sentencia ante la que ya no cabe recurso”, afirma Valdenebro, que lamenta “la pasividad del gobierno municipal de Podemos para reclamar a Meco el inmediato cumplimiento de la sentencia y la apertura del camino que nunca debió cortar”. “No entendemos como en un tema tan importante para nuestro pueblo, en el que tanto hemos trabajado y tantos esfuerzos hemos puesto, el gobierno municipal se cruza de brazos y deja pasar el tiempo, en lugar de defender los intereses de nuestros vecinos exigiendo el inmediato cumplimiento de la sentencia”.

Cabe recordar que se trata de una vía de comunicación intermunicipal entre ambas poblaciones, que fue reacondicionada en 1961 y asfaltada en el año 1997 por parte de ambos ayuntamientos -cada uno hasta su respectivo límite del término municipal-, siendo utilizada durante años por vecinos de ambas localidades para sus desplazamientos en coche, hasta su corte definitivo y unilateral en el año 2006 por parte del Ayuntamiento de Meco. De hecho, existe un informe de 2012 de la Defensora del Pueblo de Mancha en el que se subraya que los dos municipios propiciaron durante años el uso normal de la vía por vehículos a motor.