ha celebrado hoy su fiesta patronal de San Vicente, con la misa y procesión, en la que el Santo, una bella talla de madera adquirida por la parroquia hace unos años, ha recorrido las calles de la villa setera, en su carroza. La mañana era soleada y con algún grado más de los que serían normales en esta fecha.

Las actas municipales recogen que esta fiesta se celebraba desde tiempo inmemorial, y regularmente, al menos hasta 1931. La fiesta fue recuperada en el año 2005, con un sencillo, pero emotivo programa que se mantiene hasta hoy día.

Por ser lunes el día de la fiesta patronal, el Ayuntamiento dividió el programa de festejos en dos partes. Los actos lúdicos, bingo, torneos de cartas, y el tradicional homenaje al Mayor, que le ha correspondido este año a Prilidiana Ferreira (1937), se celebraron en la jornada dominical de ayer, quedando para hoy la celebración religiosa.

La misa la ofició el párroco local, , acompañado por Carmelo de la Fuente. La presidía la talla del Santo, cuya historia y martirio recordó Olmos. Han sido los mayores de la villa, , , y quienes han hecho las correspondientes ofrendas y peticiones al santo, que luego ha salido en procesión por las calles de la villa setera, comenzando por Mayor , siguiendo por la calle de Cervantes, para volver a la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de La Blanca por la calle de Velázquez y de nuevo por Mayor Alta. Como cada año, al terminar la ceremonia religiosa, los seteros cantaron el himno de San Vicente. “Viva San Vicente nuestro patrón que en nuestro pecho tiene su altar y reina siempre, triunfante en Cristo en nuestro pueblo noble y leal”, han cantado los seteros.

Acompañando al gobierno Municipal, que presidía el alcalde de Quer, , han estado la senadora , concejal del Ayuntamiento de Villanueva de la Torre; el delgado de Gobierno en Guadalajara, ; el diputado provincial, ; la concejal azudense ; y , concejal de Cabanillas del Campo. Los miembros de la Agrupación de Protección Civil de Quer se han encargado de controlar los cruces y de velar por la seguridad vial durante el recorrido de la procesión.

Como es tradición, la comida de Hermandad tenía lugar en el restaurante El Primillar de Quer, ha sido motivo de encuentro y reunión entre los que se quedaron en Quer y aquellos que se marcharon pero que no quieren perder sus raíces.