“En solo un mes, las listas de espera en Guadalajara se han disparado y han aumentado en mil personas, hasta alcanzar en enero los 10.362 pacientes, que sufren y padecen la nefasta gestión sanitaria de ”. Así lo ha señalado el diputado y portavoz adjunto del Grupo Popular en las Cortes de Castilla-La Mancha, , que responsabiliza al jefe del Ejecutivo regional que haber convertido la sanidad pública en un “auténtico caos”.

Robisco califica de “escandolosos, indecentes y nefastos” los datos conocidos sobre las listas de espera y lamenta que trate de ocultar y maquillar unas cifras que está llevando a muchos enfermos a situaciones insoportables, en muchos casos, dramáticas.

En este sentido, el diputado regional del PP ha destacado el fuerte incremento de los tiempos de espera y del número de pacientes para ser atendidos en consultas externas, de manera que en el último mes ha aumentado en 840 las personas que llevan más de dos meses esperando que les vea un especialista. “6.095 pacientes están en Guadalajara en esa lamentable situación”, apunta Robisco, subrayando también que en enero aumentó en 103 pacientes la lista de personas que llevan más de 6 meses esperando para una intervención quirúrgica.

Con los datos en la mano, el diputado popular asegura que se constata la denuncia realizada desde el PP en el sentido de que “a cientos de guadalajareños se les ha mandado a su casa sin operar, mientras otros muchos han esperado hacinados durante horas para ser atendidos”.

“Mientras faltan materiales, espacios y los profesionales sanitarios no dan abasto, Page y su equipo se han convertido en auténticos cirujanos, expertos en meter el bisturí y en maquillar los datos de una sanidad pública que en Castilla-La Mancha en general y en la provincia de Guadalajara en particular está en claro retroceso”, asegura Robisco, que considera que “el derecho a la salud de los castellano manchegos y de los Guadalajara nunca ha estado tan cuestionado y nunca ha habido una situación tan caótica en la sanidad pública de esta región”.